Comentario Política

La estupidez relativa y la proyección…

En psiquiatría se define a la estupidez relativa como la particular condición que tiene un estúpido conocido de tener muchos estúpidos relativos para que lo aplaudan.

También en psiquiatría se conoce que el mecanismo psicológico de la proyección, consiste en endilgarle a otra persona lo que en el fondo esa misma persona lo es.

Así por ejemplo, si una persona tiene miedo, dice que el que está frente a él es quién tiene miedo, si es ladrón le dirá ladrón y si es bravucón, le dirá a otra persona bravucón etc.

Es decir que en la conducta de las masas, existe un fenómeno de identificación que nos hace aplaudir a algunos estúpidos y también proyectar nuestras propias necesidades, en quien creemos que nos representará por “ser” igualito a nosotros. 

En política es conocido el axioma de que la popularidad de un líder político es directamente proporcional al nivel de estupidez que tenga el pueblo que lo elige (Winston Churchill).

Últimamente hemos visto por los medios de comunicación, que en casi toda latino américa se está desmoronando el socialismo del siglo XXI.

Sin embargo hasta ahora no hemos podido comprender como ha sido posible que hayamos elegido a rufianes, dictadores y ladrones para que nos gobiernen.

Realmente el problema no está en los rufianes dictadores y ladrones.

El problema está en el voto absurdo de quién los eligió.

Los pillos siempre serán pillos, pero para que la sociedad elija a un pillo y espere que actúe como si fuera honesto, el problema no radica en el pillo, sino en la sociedad devaluada moralmente que lo eligió.

Toda la tracalada de robos, coimas, comisiones y sinvergüencerías practicadas como política de estado, ha sido posible gracias a que nosotros como sociedad estamos imbuidos en la estupidez relativa.

Tenemos los gobernantes que nos merecemos.

Nos han robado; porque hemos permitido que nos roben.

Nuestro voto ha sido por regalado por novelería, por no tener nada que perder, por odios contra los que algo tienen, por una camiseta regalada, por las chupas gratis de una central política y hasta hay mujeres que votan porque les parece guapo el candidato.

Nadie sabe la ideología del candidato que queremos y lo que menos interesa, es el plan de gobierno con el que nos gobernará.

Hay gente que incluso vota por tener arrechera contra los ricos y otros por conseguir la papeleta de votación para los trámites.

Nuestro país está quebrado y a pesar de ello, los criminales que lo han dejado quebrado  pretenden nuevamente regresar a gobernar.

La impunidad es la gran enfermedad nacional.

La amnesia colectiva es el principal síntoma de esta grave dolencia.

Como sociedad no hemos aprendido del pasado.

Nos gusta hacer dinero fácil y mientras más bravucón sea el caudillo, creemos que será mejor.

Por eso siguen vigentes las sabias palabras de Narcisa de Jesús, al decirnos que el Ecuador no se acabará por terremotos o desgracias naturales, sino por sus malos gobiernos.

 

5 Comentarios

  1. Avatar

    «Los pueblos que desconocen su historia estan condenados a repetirla–«

  2. Avatar
    Marcelo Ruales

    Me permito hacerle una pequeña aclaración: la santa de la cita no es Narcisa de Jesús sino la quiteña Mariana de Jesús. Y es la pura verdad.

    Atentamente

    Marcelo Rules B.

  3. Avatar
    wilson sandoya

    El problema es que luego, ya ni siquiera están ahí por los votos sino por fraude-

  4. Avatar
    Henry Raad Anton

    MIGUEL, está bien que sigas en trinchera. Pero ya no en la Junta Cívica – Tendrías que proyectarte en otras redes. Ahora con SIN NEBOT, Y CON OTTO hay nuevas oportunidades , Sebene encontrar a Millenials y mujeres guayaquileñizados , porque los que formamos e institucionalizamos a La Junta ya cruzando la frontera de los 60. Abre una cuenta en personal en TWITTER donde tomes decisiones o posiciones de líder. ¿Que pasa o piensa la ciudad con el tema de los Puentes en disputa? Se ocupa o no el concejo la «Silla Vacía?

  5. Avatar
    Hernan Zambrano

    Estupendo comentario!
    Pero ¿CUAL ES LA SOLCION?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *