18 julio, 2024

Adiós Abuelo

Entre las poesías de las que, al menos yo, no conozco al autor, está esta joya argentina que se titula “Adiós abuelo” que es una tierna despedida a un abuelo maravilloso.

Adiós Abuelo

Adiós abuelo y perdón
porque a pesar de haberte tenido
conmigo, nunca he pasado
tanto tiempo como hubiese podido
y a pesar de haberte querido
siento pena de no haberlo demostrado.

Adiós abuelo y perdón
porque a pesar de lo que me enseñaste
y el amor que me has brindado,
no he cumplido los objetivos
con los que alguna vez soñaste.

Adiós abuelo y gracias
porque me dejaste el mejor legado:
una familia grande y hermosa
a la que siempre he amado
que mantuviste unida a través de los años
bajo tu mirada cálida y cariñosa.

Adiós abuelo y gracias
por todo cuanto me diste
por tu semblanza y tu convicción
tus valores y tus matíces
que formaron lo que hoy soy
y que de orgullo me revisten.

A Dios abuelo le pido
que te guarde un lugar consigo
porque ya no serás mi abuelo
mas sos un Ángel del cielo
y a aunque me falte un trecho en la vida
te quiero encontrar con un gran abrazo
cuando estemos juntos en el regazo
del Padre Grande del Cielo.

Adiós Abuelito, adiós
hasta ese soñado día
en que entrarás en mi vida
nuevamente con tu amor.

Adiós abuelo nos diste
ejemplo de amor y vida,
de honradez y de hidalgía
y que mucho nos quisiste.

Anónimo

Artículos relacionados

Celos divinos

Tengo celos de Dios, celos divinos porque quiere llevarte de mi lado siendo Él, el que unió nuestros destinos y ahora quiere dejarme desdichado. ¿Será porque encontré en tus amores la paz […]

Más Buesa

He aquí otros versos de Buesa. Si hay algún poema de este u otro autor que alguien desee, pídamelo y trataré de conseguirlo.

Poema para el crepúsculo
José Ángel Buesa

I

Hora de soledad y de melancolía
en que casi es de noche, y casi no es de día.

Hora para que vuelva todo lo que se fue,
Hora para estar triste, sin preguntar por qué.

Todo empieza a morir cuando nace el olvido
y es tan dulce buscar lo que no se ha perdido …

Y es tan agria esta angustia, terriblemente cierta
de un gran amor dormido, que de pronto despierta.

No hay comentarios

  1. Es maravilloso recordar viejas poesías que no hemos visto/oído/leído en décadas.
    Extraño las de Rafael Pombo,que hace unos meses usted nos la recordó!
    -Gracias Doctor!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×