Economía Opinión Política

Romper paradigmas o abrazar el subdesarrollo

El modelo republicano centralista ha fracasado. Revertir sus resultados sin corregir la ruta es una quimera. Las políticas públicas tienen ventajas y desventajas, no existe un sistema óptimo, pero el país necesita liberar su economía como condición sine qua non para superar la crisis.   

Productividad. El arancel de importación debe ser mínimo y universal. Ciertamente el país tendería en un comienzo a volcarse hacia la importación de productos. El Gobierno tendría que ofrecer créditos para que los industriales apuntalen sus empresas, volverlas más productivas y poder competir con el producto importado. Los precios al consumidor caerían, los bienes y servicios tendrían mayor demanda, y podría inclusive incentivarse el ahorro nacional.

Empleo. La eliminación del salario mínimo ayudaría a las empresas a masivamente contratar distintos niveles de mano de obra, mejorando sustancialmente el empleo formal, reduciendo significativamente la informalidad y aumentando la masa tributaria.

Recaudación tributaria. El contrabando se eliminaría por completo y habría un mejor control de los tributos al fisco al enfocárselos hacia los puntos de venta. La caída generalizada de los precios y una reducción del IVA producirían una superior formalidad, un mayor consumo, y el aumento de la recaudación tributaria.

Una nueva Carta Magna sería el marco referencial de un dinámico sistema federal con máxima competitividad y seguridad jurídica, mayor inversión extranjera directa y el ingreso de la banca internacional al país. ¡Sí se puede!

 

2 Comentarios

  1. Avatar
    Carlos Franco

    Excelente!

  2. Avatar
    Armando Baquerizo Carbo

    Una pregunta Gonzalo: Con la eliminación del salario mínimo, una empresa podría contratar personal a tiempo completo con su salario inferior al salario mínimo actual? Esto no perjudicaría a los empleados que trabajan las 8 horas diárias? Se puede contratar personal para trabajar un menor número de horas diárias por un sueldo inferior al mínimo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *