29 mayo, 2024

La gresca del Embajador escala el Pichincha

Enfocaré esta barata pelea de betunero desde otro punto de vista.

Ya estamos cansados de “La mujer indicó que Rodrigo Riofrio agredió a puñetes y patadas a ella y a su hija en las afueras de un supermercado de Magdalena del Mar durante un incidente”.

“Cristina Castro denunció al embajador de Ecuador en Lima, Rodrigo Riofrio Machuca, de haberla atacado a patadas y puñetes a ella y a su hija, tras un incidente en un supermercado de Magdalena del Mar”.

Que “mi hija le pegó una cachetada para defender mi honra” ¿? Que Riofrío le increpó con dureza diciéndoles: “Así son estos peruanos, ignorantes, por eso es que este país no avanza, porque está lleno de indígenas” [Está mejor que Ecuador], fueron las palabras del embajador, según contó la mujer.

Que, que queque, queque. Y tenemos una cantidad de videos de prueba que no son claros y no tienen audio.

Por declaración de parte sabemos que hubo una agresión. Un ataque no provocado, en una intensidad fuera de sentido, producto de la práctica o del hábito de ser agresivo. Una conducta hostil o destructiva cuya finalidad es provocar un daño a otro.

La agresión verbal se utiliza para intimidar o coaccionar, por una manifiesta frustración de no encontrar un camino lógico para zanjar una discordia, un imperativo requerimiento para un diplomático.

Lo único que podemos aseverar es la existencia de alteración del estado emocional que lo comenzó una parte y se trocó en un juego de tenis de mesa.

En este particular evento hay una tajante distinción de agresión colérica: Entramos en un caso muy especulativo de la personalidad de los participantes: Una parte se sentía con derechos, por costumbre o el hígado disturbado, mientras la otra se inflaba con ser “el excelentísimo señor embajador” donde debió primar un estado emocional negativo de cólera como reacción a alguna provocación previa y causa daño mediante la agresión, buscando anular a la persona.

Es tal la costumbre de insultar en personas de poca educación o respeto que muchas no logran entender que la agresión verbal es tan grave como la violencia física, y en algunos casos, el daño es mayor.

Todos los idiomas, naciones o grupos sociales tienen incorporados en su lenguaje palabras soeces que se utilizan como una forma de maltratar a otras personas.

De una cultura a otra, incluso en algunas que hablan el mismo idioma, las palabras que se utilizan para herir pueden no tener el mismo sentido, pero el efecto es el mismo: Agresión.

Nos encontramos ante un hecho sin respaldo real, en que una palabra que denigra tiene un sentido subjetivo y del cual no estamos al tanto en la secuencia y es ese mismo elemento el que hace que tenga tanto poder. El uso habitual del insulto lo hace parecer normal y eso lo hace peligroso.

El que de alguna manera ha actuado en un alto cargo o representación no debe perder la cordura, ni caer ante las lisonjas de la cortesanía, porque mientras más alto estás, más te distinguen y superior es la caída; por lo tanto tiene que comportarse por encima de un modelo de cultura, tiene que ser ejemplar. Si termina siendo parte de una “cagada” lo mínimo que puede hacer es retirarse y no comprometer a su Patria; lo cual se lo dijeron en un clarísimo español.

La prepotencia o la falta de vida a un alto nivel u ambas, llevaron a nuestra “diplomacia” a optar no por limpiar y quitar el olor, justo o injusto, sino a añadir con baldes grandes el desagradable evento.

Luego el Presidente agrava lo que pudo quedar en un caso insignificante a obstinarse en mantenerlo en el cargo con clara falta de tino. ¿Es tan indispensable? ¿Qué hay atrás de éste disparate?

¿Olvida el Presidente acaso que expulsó a la Embajadora de los Estados Unidos, Sra. Hodges, en una reacción visceral a una supuesta opinión oficial interna robada?

Artículos relacionados

No hay comentarios

  1. Yo lo único que vi en esos vídeos, es a un «embajador» macaqueando a su jefe supremo.
    El Ecuador y todos los ecuatorianos -no me cuento, porque jamás me acostumbraré a la zanganada – se han acostumbrado al mangajo que eructa obscenidades cada sabado, escondido detrás de su investidura de mandatario.
    El macho bobo que se las daba de embajador solo ha hecho lo que creía iba a halagar a sus jefes. Mientras más mangajo, más se sentirá a la diestra del zángano mayor.
    Esa gresca callejera lo único que nos indica es la descomposición moral y ética de todo un país, dominado por una mafia de mangajos. De tal palo, tal astilla.

  2. Como un caso insólito, se agredieron de parte y parte. Incluso las mujeres con tantas leyes contra la violencia, esta correcto su protección, pero a los ciudadanos peruanos siempre han tenido una mortificación especial con nuestros compatriotas. En fin mucha telenovela para los diarios de corte amarillista-

  3. Totalmente de acuerdo: una agresion verbal es tambien una agresion y puede ser tan hiriente y peligrosa como una agresion fisica. De todo este insidente se puede sacar una conclusion logica: Correa protege a este senior, no porque al hacerlo este protegiendo a un representante de los ecuatorianos, sino porque en este caso el embajador es un digno representante del gobierno que tenemos los ecuatorianos; censurarlo seria como censurarse a si mismo. No le puede decir que ha sido agresivo, ni irrespetuoso, ni malcriado, ni que no se ha sabido conducir con diplomacia, pues eso es exactamente lo que permanente hace Correa en el uso de su poder: abusar de el.

  4. Estabas comenzando y casi terminando bien en tu comentario, pero tuviste que tocar el asunto de la HODGES para «cagarla», usando tus mismas palabras, toda, tenías que decir algo en contra de Correa, sigue trabajando en el Municipio y usa el comentario en su debido término.- vale.-

  5. Lo que hay que tener siempre presente es que ese hombre antes de ser hombre, era un EMBAJADOR. Era un DIPLOMÁTICO.
    Es un representante de todo un pueblo. ¿ se lo imaginan dando revistazos o pañuelazos en una Cumbre importante?

    Ese hombre estaba en la obligación de abstenerse. Un diplomático de calidad debe poder resolver los problemas de la índole que sea, con palabras DIPLOMÁTICAS. Jamás deberá ponerse al mismo nivel de sus supuestos atacantes.
    Sigo creyendo que ese hombre lo único que hizo fue imitar a sus jefes en su mangajadas y su prepotencia. Si tuviésemos a un caballero como mandatario, ese pésimo embajador jamás se hubiera permitido ese comportamiento fuera de contexto.
    Esa gente cree que porque tienen inmunidad diplomática pueden hacer lo que les da la regalada gana. Estoy segura que ese mismo tipo debe haber acumulado las multas de tránsito entre otras indelicadezas.
    Rafael Correa debió retirarlo al instante para «consultaciones» a sabiendas que ese hombre ya no tendría ningún margen de maniobra en ningún caso o negociación que se presentara. Había perdido el respeto de los peruanos. Así de simple.

    Y sí, sí viene al caso mencionar el incidente diplomático, o berrinche de Correa, con la embajadora norteamericana, en base a información interna robada. Esa señora solo estaba haciendo su trabajo, que es el de mantener informado a su gobierno, para eso le dan un sueldo. Nuestros diplomáticos hacen exactamente lo mismo. Pero Rafael Correa prefirió la alharaca para divertir a la platea. Así le hubiera dolido que esa señora haya dicho que se servía de tombos corruptos, o que su amigo Patiño era gay; Correa debió hacerse el de la vista gorda. Pero como carece se inteligencia emocional, todo se puede esperar.

    Y sí, mil veces sí, el columnista tiene derecho a trabajar en un municipio o donde le plazca. Es un trabajo honesto. De algo tiene que mantener a su familia. Trabajar es de nobles.

  6. Estimado señor fernando castro ponte,
    He tenido demasiados cargos en mi vida privada y pública, pero no trabajo en el Municipio.
    Soy una persona de principios y me he retirado de un par de cargos, porque «dañaba» el modelo político del «la argolla».
    Jamás cambiaré.
    Lo de la señora Embajadora Hodges lo incluí para que se pueda notar más e doble discurso.
    Homenaje a Primo=Huye el Primo
    Homenaje a …

  7. Concuerdo con usted, AB. JOSE ARIAS ALVEAR, y creo haber incluido el que nunca se sabrá lo exacto, pero en los altos cargos la cuerda se rompe ante cualquier falla.
    Cordial saludo,
    Antonio Kure

  8. Sr. Antonio Kure,

    Comparto su opinión sobre que un ser humano mientras ostente una posición muy alta como en éste caso un Embajador jamás debe perder la cordura y el buen sentido por nimiedades.

    Menos mal que éste capítulo en la vida del Ecuador terminó nombrando el Presidente Correa un nuevo Embajador.

  9. sólo los canallas justifican uso de violencia para defender honra y lo harían con cualquier excusa. Ahora se hacen las denunciadoras y ¿por qué no denunciaron esa supuesta lesión a la honra sin agredir en el súper? Sofisticada es la tecnología y qué raro que no se oye en los videos, pero sólo un enfermo maniático anti-gobierno niega (qué mano) lo que ahí se vé y quién persigue como callejera pendenciera. Seguramente usted acostumbra dar respuesta criminal si se imagina que alguien lo ofendió como sus íntimos hicieron con los Restrepo que así mismo ocupaban altos cargos y usaron el poder para asesinar

  10. Y ¡vuelve la burra al trigo!
    No, no y mil veces NO. Los supliciados hermanos Restrepo NO tienen nada que ver en esta trifulca de un mariquita pegándole a dos mujeres. Marica por lo poco hombre – nada que ver con sus preferencias sexuales, eso es de carácter privado –
    En las familias de bien nosotras les enseñamos a nuestros hijos que jamás se debe tocar a una dama, ni con el pétalo de una rosa. Es un principio de base.

    No y no. Los hermanos Restrepo no deben ser incluidos en esta pelea de placeros. Un placero tiene más clase que ese embajador.

    Usar y seguir abusando de la memoria de esos sacrificados hermanos, es VIL.
    Es una vileza utilizarlos como medio de propaganda hitleriana. Es una maldad servírse de ellos para rellenar el cerebro carcomido de comunachos e ideólogos imbéciles. Es una incongruencia utilizar un caso de maldad y de corrupción de un grupúsculo de pacos desgraciados.
    Ni siquiera se debería atacar a la institución policial por culpa de un manojo de asesinos. Y aún menos culpar a un ex mandatario por hacer tenido frutos podridos en la institución policial.

    Es erróneo confundir el crimen de los hermanitos Restrepo en manos de cobardes, con la guerra abierta que llevó a cabo el presidente Febres Cordero contra la asesina subverción comunista dirigida desde Cuba.
    León Febres Cordero hizo su deber; él defendió al pueblo ecuatoriano de las garras del criminal comunismo que decapitaba a sus rehenes, robaba bancos, y asaltaba al agro, para obtener ganancias, y así llegar al poder por las armas. Gracias a él las asesinas FARC estuvieron a raya. Hoy está lejos de ser el caso.

    No voy a ocupar este generoso espacio instruyendo a gentuza que tiene carcoma en lugar de cerebro. Allá ellos que fueron a calentar el puesto en colegios y universidades pagados por todos nosotros. Allá ellos si quieren comer cuentos y utopía ideológica. Allá ellos si quieren seguir anidando odios ancestrales, para destruirnos a todos. Allá ellos si quieren envenenarse con su propia bilis. Allá ellos si son débiles mentales para dejarse matraquear por la propaganda hitleriana correísta.

    Yo solo sé que yo jamás comeré cuentos, ni mataré o robaré a nadie, para llegar a mis propósitos. Nunca, pero nunca creeré en pajaritos preñados. Eso se lo dejo a los débiles mentales e ideologos ociosos de cafetín.

    Mil gracias señor Kure por permitirnos expresarnos en su espacio. Saludos respetuosos.

  11. El simple hecho de ser una persona con algo de sentido común, no le hubiera hecho caer en una provocación de ese tipo, peor tratándose de un diplomático de carrera. Como Ud. bien acota, a veces algunos subalternos se exceden al copiar las conductas de quien está por encima de ellos.

  12. Simplemente no tenemos personas con capacidad para representarnos fuera del país. Para ser Embajador, para mi concepto es tener como requisito algo más que un Phd, que se lo exige ahora para ser profesor. En el servicio exterior debe escogerse personas con alta capacidad en Derecho Constitucional e Internacional, ademas de una conducta intachable, y capacidad para discernir, o sea, saber que es lo bueno y que es lo malo, que es lo que debo y no debo hacer, no sacar a relucir su temperamento machista, pero en tierra ajena. Me da la impresión que todos están revestidos de las mismas características machistas» «, y prepotentes. Yo quiero que entiendan que el pueblo los eligió para que defiendan administren la cosa pública y defiendan nuestros derechos, y no para lo contrario. No se deben olvidar que las decisiones que tomen, es a nuestro nombre y representación, por lo tanto no es lo que quieran hacer. Por el momento creo que la situación se ha calmado, estoy de acuerdo que hayan denunciado la actitud del embajador en ese incidente, porque asimismo el embajador tendrá la oportunidad de demostrar lo contrario, siempre cuando existan esas pruebas. Es lo correcto, y no ponerse a pelear como si estuviera en un quintopatio. Lastima, espero que sepan escoger a la próxima embajadora o al próximo embajador, de entre tantos diplomáticos de carrera que existen.

  13. No Sr. Álvaro Dávila. No concuerdo con Ud.
    Un diplomático tiene que serlo hasta has últimas consecuencias. Él no es sólo carne y hueso. Se supone que ha hecho altos estudios justamente para saber contenerse.
    La excusa de ser de carne y hueso no se aplica aquí.
    Y pudo haber sido un embajador correísta u otro, que yo igual lo habría desaprobado y vilipendiado. Solamente que con otro gobernante decente eso no habría sucedido.
    Los malos funcionarios, los chupa medias, tienden a mimetizarse con el patrón, para mejor lisonjearlo. Es una triste constatación.
    En uno de los vídeos se lo ve a ese patán propinando patadas. Las palabras que se dijeron poco importan. Es su conducta en público lo reprochable.
    Él tenía una representación que respetar. Las otras señoras menos; excepto su condición de damas. Yo también le habría dado de carterazos para calmarle sus ardores.

  14. El articulo toca algunos punto importantes y nos da la oportunidad de crear un posible escenario: Imaginese al embajador americano en un supermercado Quiteno haciendo la mismo que hizo el correista enmbajador en Lima! la chusma de palacio tendria con que despacharse por lo menos por cuatro sabatinas. Y tiene absoluta razon la sra.Wilma Krauss cuando dice que el embajador es un reflejo del jefe y no del pais. Buen articulo sr. Kure.

  15. ES UN ORGULLO Y UN PLACER, EL TENERLA ENTRE LOS COMENTARISTAS DE ESTE DIARIO. «CHAPEAU » UNA VEZ MAS,DÑA.WILMA.!!!!!!!!!!!!!!

  16. Soy una ecuatoriana que vive fuera del pais y por lo tanto una noticia como la del embajador no solo queda mal el sino todo el pais porque se supone que nos esta representando.
    El caballero por asi decir creo que no sabe cual es su trabajo, que revise el diccionario para que sepa que significa EMBAJADOR.
    Que pena que hoy en dia con la tecnologia que hay en el mundo un acontecimiento como este corre como agua por estos medios y nos hace quedar mal a todos y como leia en otros comentarios el presidente que tenemos es igual o mas patan que ese embajador y no se donde esta supuestamente toda la educacion que recibio gratis en los buenos colegios que estuvo, pero como decia mi abuelita la educacion viene de casa, en los colegio solo la refinan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×