15 abril, 2024

¿Cómo pagar deudas más rapido?

INTRODUCCIÓN NECESARIA

Este articulo advierto no es de mi autoria , es de Maria T, pero les comparto  como si fuera mio , adapatado a mi situación ,porque siempre he sido un gastador impulsivo , un pésimo ahorrador  y manejador del dinero  y  hoy  en esta crisis cronica  del pais y  personal  nos viene como anillo al dedo 

Si tienes alguna deuda y tu objetivo principal en estos momentos es salir de ella cuanto antes, el articulo nos  muestra algunas estrategias que pueden ayudarnos  a pagar nuestras  deudas advirtiendo que no es ningún crimen  tener deudas. Obviamente depende del monto de tu deuda, los intereses, tus ingresos y sobre todo tus hábitos financiaros.

La autora nos reseña su experiencia por ejemplo y concluye    de como pagar en cuatro años unos veinte mil dólares aproximadamente de un pequeño apartamento. Lo bueno, es que después de pagar afirma tengo mi capital produciendo dinero a través de un arriendo. ¡Si yo pude hacerlo siguiendo un plan, tú también puedes hacerlo!  Intentémoslo

Lo cierto es que salir de deudas tiene muchas ventajas:

1.Vivir más tranquilo.

2.Poder ahorrar más dinero para emergencias.

3.Tener más dinero para invertir.

4.Ser el dueño y señor de tu dinero, no un esclavo de tu prestamista.

Sin embargo, para muchos   como yo, caer en deudas es algo muy fácil de hacer, pero difícil de eliminar este mal habito del gasto superfluo.

Conozco personas que viven felices con sus deudas y no se preocupan por los intereses que pagan. Simplemente pagan y ya porque han decidido que las deudas no definen su vida ni sus emociones.

La autora nos   confiesa que hace poco le sucedió que le llamaron del banco para ofrecerle una tarjeta de crédito con un cupo diez veces mayor a su salario.

En un segundo pensó que todo lo que podía hacer con ese dinero, pero por suerte estaba segura de que no necesito esa tarjeta por lo que, decir NO, fue sencillo para mí.  Pero sé que no es el caso de muchas personas que razonamos que las tarjetas no sacan de apuros económicos, pero es muy relativo. Además, muchas veces no caemos en las deudas por culpa de las tentaciones sino de las emergencias. Por eso es tan importante tener un plan para administrar mejor tu dinero que vivir engordando a los bancos y financiera que nos exprimen con tasas que bordean el chulco

 

CUENTAS CLARAS

Cuando las cuentas están claras, hacer un plan para salir de deudas será más fácil.

Afirma que debes tener en cuenta que es un proceso que toma tiempo pero que sí estás organizada (o) podrás hacerlo. Antes de decidir cómo pagar debes tener en cuenta lo siguiente:

  1. Haz una lista de tus deudas.
  2. Organízalas de mayor a menor.
  3. Al frente escribe el monto que adeudas, a quien, y cuando terminas de pagarla.
  4. Escribe el motivo por el cual adquiriste cada deuda.
  5. Decide cual deuda deseas pagar primero: si la más grande o la más pequeña.
  6. Teniendo claro este último paso puedes decidir tu sistema de pago.

 

ESTRATEGIAS DE PAGO 

1. Paga más del mínimo de la cuota.

No importan que deuda tengas lo mejor es pagar más de lo que la cuota exige. Esto te da la posibilidad de hacer pequeños abonos e ir disminuyendo la deuda poco a poco.

2- Ahorra una cantidad determinada cada mes y luego al tener una suma más grande hagas un aporte significativo que te permita reducir la cuota y así pagar más rápido. Esta última forma es la mejor alternativa aplicarla en préstamos para vivienda ya que cuando tienes cuotas bajas tienes más dinero de sobra para seguir ahorrando y pagando.

2. Prioriza tus gastos (no quiero decir que te cohíbas).

En ocasiones destinamos nuestro dinero a compras innecesarias por no establecer nuestras prioridades financieras.  Para determinar cuáles son es importante preguntarnos ¿qué compra nuestro dinero realmente? Una noche de licor y rumba y unas canas al aire, cargada a tu tarjeta de crédito ¿qué compró realmente?

Con esto no quiero decir que no salgas o no disfrutes. Lo que quiere decir es que pienses que por satisfacer un placer momentáneo te ganaste meses de dolores de cabeza.

Si lo hiciste en el pasado puedes cambiar este habito ahora. No mires hacia atrás, porque no puedes cambiar el pasado, pero si puedes crear el futuro que quieres.

Y si por el contrario compraste una casa, tu dinero compró estabilidad y protección para tu familia o una inversión a largo plazo.

Las deudas en si no son malas. Los millonarios también se endeudan para reducir impuestos o comprar fuentes de ingreso sino tienen el efectivo suficiente. Así que el problema no es la deuda sino para qué nos endeudamos.

Si estas endeudada (o) en este momento comienza a pensar que compra tu dinero de verdad.  Atrévete a redefinir el uso de tu dinero. No quiero decir que dejes de comprar lo que te gusta, que te restrinjas al máximo o que te aísles de la vida social.

Si reduces tus gastos al mínimo, sólo te vas a sentir más miserable en el proceso de pagar deudas a mí me pasa a menudo vivo al filo de la quiebra 

3.CREA UN PRESUPUESTO

Crea un presupuesto antes de que llegue el sueldo o pensión y repártelo para tus necesidades básicas primero. Pero siempre asegúrate de destinar una parte a gastos a lo que te hacen sentir bien. No podrás hacerlos cada vez que se te antoje, pero planifica hacerlos una vez al mes y dale un precio. Mereces una salida a cenar, una copa de vino o una cita en la peluquería un viaje. etc.

La planificación es el secreto para salir de deudas y disfrutar el proceso

4. Revisa tus gastos básicos.

Tus gastos necesarios deben equivaler al 50% de tus ingresos, máximo el 60%. Si excede ese valor debes replantearte estos costos. Puede ser que pagues renta costosa por lo que deberías buscar un lugar más económico. No quiero decir que te vayas a vivir a un tugurio, sino que busques otras opciones dentro de tu presupuesto. Esto obviamente es más sencillo cuando eres soltero que cuando tienes hijos. También revisa si desperdicias mucho en comida, a veces sin darte cuenta compras, pero terminas tirando a la basura la mitad del mercado.

5.Genera ingresos extra.

Creo que aún si no tienes deudas tener un ingreso extra siempre es importante. En este caso en especial, un dinero de más puede hacer una gran diferencia en pagar más rápido.

Piensa en cómo puedes hacer más dinero: trabajar horas extra, dar clases particulares, vender productos de catálogo, vender comida (por ejemplo, snacks en tu trabajo), vender tus habilidades (hacer manicure, cepillar el cabello, etc.). Estas son formas rápidas y sencillas de hacer dinero y pueden ser un plan a corto plazo. También funciona muy bien si deseas aumentar tus ahorros para invertir más adelante.

6. Crea un Fondo de Emergencias.

Aunque parezca extraño y difícil de lograr, antes de comenzar debes crear un fondo de ahorro para emergencias. ¿Para qué? Pues para evitar seguirte endeudando. Lo que le pasa a la mayoría de las personas como yo es que pagan una cuota de su deuda, pero si aparece algún imprevisto, deben volverse a endeudar. Es por eso que muchas personas nunca salen del ciclo de la deuda.

7. Considera unificar tus deudas.

Si posees varias deudas, sería bueno tenerlas como una sola, un solo interés y una sola cuota. Investiga en tu banco, financiera o cooperativa favorito y en otras entidades si desean comprar tus deudas.

Esta opción funciona porque muchas veces los préstamos bancarios tienen intereses más bajos que los de la tarjeta de crédito. Además, como ya te lo decía, al poseer una sola deuda te será más fácil pagar y te sentirás algomás tranquilo.

8.Poco a poco aléjate de tus detonantes. Centros comerciales

Si tienes debilidad por ciertas compras, llámese comida, ropa o lo que sea, determina que situaciones o circunstancias te inducen ese tipo de gastos y mantente al margen de ellos. Por ejemplo, salir al centro comercial, llevar la tarjeta de crédito todo el tiempo en la billetera, tener efectivo o salir con ciertas personas pueden inducirte a gastar de más cuando tu prioridad es pagar tus deudas. Así mismo, debes estar atento a esas situaciones o personas que pueden sabotear tu plan de pago. Permanece alerta y analítico frente a cualquier situación que pueda impedirte dejar a un lado tus deudas.

9.  Mantente motivada (o)!

Todo es posible con planeación. Lo principal es tener pensamientos positivos hacia el pago de tu deuda: «puedo hacerlo», «tengo un buen plan», «pronto saldré de las deudas». Cuando tienes pensamientos negativos como: «me ahogan las deudas», «endeudarse es la única manera de conseguir alguito», «estoy cansada de las deudas», creas un bloqueo emocional que te impide tomar acciones contundentes sobre tu deuda. Al final, son las emociones que nos empujan a tomar decisiones, si eres capaz de crear las emociones correctas podrás tomar mejores decisiones y por lo tanto veras mejores resultados.

10. Y LO MÁS IMPORTANTE PARA SALIR DE DEUDAS

Recuerda que el dinero y las deudas son neutrales. No son buenos o malos. Eres tú con tus pensamientos quien decide qué valor darles. Puedes hacer de tus deudas el fin de tu vida o una oportunidad para transformar el rumbo de   tu calidad de vida con tus finanzas en orden.

Fuente consultada. Frugal y Abundante. María T

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×