25 febrero, 2024

Guayaquil, tierra de emprendedores…

Una de las competencias genéricas tal vez más importantes de trabajar en la educación de los niños, niñas y jóvenes debería ser el “aprender a emprender”…

Un gran amigo, viajero frecuente, me preguntaba: ¿Por qué Guayaquil brilla con luz fulgurante?. ¿Qué es lo que hace grande a Guayaquil?. ¿Acaso no son sus productivos hijos e hijas?. En efecto, si nos ponemos a analizar de manera objetiva y puntual el caso del progreso de nuestra ciudad, encontraremos en ella –y desde hace decenas de años- una gran cantidad de modelos, de hombres y mujeres que se han ajustado con claridad meridiana a los más modernos conceptos de “emprendimiento” que puedan esgrimirse por parte de los estudiosos del tema. Los libros últimos sobre “personajes” guayaquileños de todos los tiempos, culminan siempre dejándonos la grata percepción de que el legado de ellas y ellos siempre ha sido dejarnos ver con una vida emprendedora –en cualquier campo que les haya tocado vivir-, ejemplos propositivos, proactivos, enaltecedores.

Mientras escribo el presente artículo revisaba hoja por hoja el libro… “Un hombre y su legado… el Doctor Juan Tanca Marengo”, de la autora Jenny Estrada. Impresionado por alguien a quien admiré como médico desde que muy joven transité las salas del Hospital Vernaza o de visita por el Hospital de SOLCA, y por las continuas exaltaciones de mis educadores –algunos fueron sus alumnos y alumnas-, el mencionado galeno movió cerebros y corazones para apuntalar la medicina guayaquileña y ecuatoriana a través de su fecunda vida. Ahora –revisando el libro de doña Jenny- veo otra dimensión del mismo… “el emprendedor”, aquél que con su ejemplo inspiró a otros a superarse, a crear nuevas cosas, a trascender por encima de su propia existencia.

Y así, si leemos otras tantas obras escritas últimamente como el hermoso libro editado por la Facultad de Economía de la Universidad Espíritu Santo acerca de los “modernos emprendedores guayaquileños” y su aporte a la Administración, a la Economía, al Liderazgo, resulta evidente que existe algo así como… “el perfil emprendedor del porteño” que ha servido para engrandecer a la Patria toda. Los invito pues a revisar tantos y tantos ejemplos, unos ya fallecidos y otros en plena acción profesional que certifican el aserto…”Guayaquil es una tierra de emprendedores”.

Por otro lado, como educador, coincido con el Decano Mauricio Ramírez de la UEES en el sentido de que “debemos mejorar los procesos de formación de emprendedores desde la escuela”, pues ese parece ser un talento particular que se puede convertir en ”competencia importantísima” que ha de pulirse, de mejorarse, de potenciarse… ¡allí estamos los educadores!

Una ciudad que ha sufrido tanto: saqueos piratas, incendios devastadores, pésimos gobiernos municipales, gobernantes que ha querido destruirla, en fin… que ha pasado por enormes dificultades, sólo ha podido sobrevivir por el espíritu emprendedor de sus hijos e hijas, los aquí nacidos y los que han llegado para fortalecerla. En el aniversario de su fundación, es necesario mantener en las presentes y futuras generaciones el recuerdo de quienes nos han legado los colosales ejemplos que hoy valoramos. Todos ellos “emprendedores” en su ámbito de acción.

Mucha gente asocia el vocablo en mención con la generación de riqueza, sí, tiene mucho que ver, aunque también es imprescindible saber que tal riqueza además deviene del talento, del conocimiento, de las obras, del impulso a otros, del manejo inmaculado de los fondos dispuestos, de una vida fecunda y diáfana, de conductas éticas, de producir trabajo para muchos, de guiar hacia la gente hacia el bien común, de innovar, etc

Hoy, más que nunca, será muy difícil acabar con Guayaquil, mientras que ese “espíritu emprendedor” que nos viene de la “Cultura” siga siendo característico de los que aquí habitamos, pues por encima de las leyes inconexas y las conductas y actitudes agresivas, seguiremos trabajando para producir, para emprender y para crecer. Fijémonos en el diario digital “Desde mi trinchera”… ¿acaso no es un ejemplo conspicuo de lo que el espíritu emprendedor del guayaquileño puede hacer?. ¡Felices fiestas de Fundación de Guayaquil!

Artículos relacionados

Descubrir una sociedad pacifista (1)

Si tuviésemos que hacer un minuto de silencio por cada uno los muertos que ha producido la violencia este año en nuestro país, tendríamos que quedarnos en silencio varias horas. Si pensamos en los muertos anuales, serían 30.000 minutos de silencio. La década nos obligaría a callar por más o menos 300.000 minutos. Por ellos deberíamos quedarnos mudos durante 208 días. Es muy posible que eso sea lo que quieran los violentos.

Como decían Médicos sin Fronteras en la aceptación del premio Nobel:

“No estamos seguros de que las palabras salven vidas, pero si lo estamos de que el silencio puede matar”.

Transparencia

La semana pasada dos importantes hechos llamaron mi atención. El primero, el sensible fallecimiento de ‘Chespirito’, un genio de todos los tiempos con el cual mi generación creció riendo, con sus divertidos personajes y frases citables. El segundo, la sorpresiva salida del presidente del Consejo Nacional Electoral (CNE).

Si hay algo que muchos no teníamos “fríamente calculado” era que el tan criticado Consejo de Participación Ciudadana y Control Social realice un proceso tan transparente, como el acontecido la semana anterior.

Mediante un simple sistema de tómbola, con solo cinco pelotas de tenis de mesa enumeradas con la designación de los consejeros, se llevó a cabo el sorteo de quienes serían las dos autoridades que deberían abandonar el Consejo Nacional Electoral. El azar sentenció. Adiós presidente del Consejo y ‘good bye’ consejera Silva.

No hay comentarios

  1. Tenemos que organizarnos, ya basta de bla,bla, el 25 de julio debe de ser el inicio de la resistencia a la tirania, ya basta de tantos ataques a nuestra ciudad, pero necesitamos que alguien nos convoque y seguro miles de miles de guayaquilenos nos haremos sentir,nos van a destruir y nosotros bien gracias.Tenemos que reunirnos empezando 1 o 2 veces al mes en la nueve de octubre y armar una plataforma para que desde ahi nuestros lideres refuten tanto ataque y desenmascar al tirano. Ya no perdamos tiempo,tenemos que defender nuestra ciudad pero YA! Si empezamos ya el espiritu indomable y guerrero guayaquileno se encendera y contagiara a todo el Ecuador. Pero XDios salgamos a las calles YA!

  2. El señor Alarcón tiene toda la razón. Por favor Sr. Briones, no desmaye en convocar a los guayaquileños a defender lo que con tanto esfuerzo hemos levantado, sin la ayuda de los gobiernos centrales y peor de éste, que para nuestra vergüenza, preside un hijo desnaturalizado de nuestra amada ciudad natal.

    Atentamente,

    Irene Hurtado

  3. Me llama la atencion que no hay mas comentarios en este diario virtual… necesitamos sumar voluntades para estar preparados y defender a nuestra ciudad contra los que pretenden detener su progreso y convertirnos nuevamente a la posilga de ciudad de hace 15 años.

  4. señor zambrano: defender a nuestra ciudad???? Le informo que usted vive en un país que es más que una ciudad…..

    los guayaquileños creen que son lo mejor y lo máximo, son unos niños mimados que todo el tiempo lloran como bebitos para que les hagan caso y chantajean al gobierno central….

    los manabas nos quejamos cuando toca quejarse, y solucionamos las cosas por nosotros mismos cuando lo podemos hacer….. manta es un ejemplo de progreso sin depender de ningún gobierno central sino de la gestión de los propios ciudadanos…

    GUAYACOS LLORONES!!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×