17 junio, 2024

El Hotel Quito regalaron a los chinos

Pongamos en contexto el tema que raya en la corrupción sin nombre en el seguro social:

Dentro de mi trayectoria dentro del seguro social de 1974 al 2000 y desde  el 2006 al 2007, de conformidad  con varios  informes de la Auditoria del IESS y de  la Contraloría,  en una orden de trabajo  del  representante de los asegurados  al IESS, participe en varias  conversaciones con los  administradores  del  Hotel Quito  en  en 2006   trasformando el contrato de arrendamiento  del hotel  de    sucres  a dólares y buscando potenciales  arrendadores  del Hotel pero nunca bajo la figura de  venta  de  este activo  que tenía mucho de historia en perjuicio  de  sus legítimo propietarios  los  afiliados y  los jubilados   como han venido haciendo en decenas de activos  inmobiliarios a lo largo del país ( Viviendas, casas, hoteles, garajes, complejos recreativos, arrendamientos a  ex  funcionarios del  mismo seguro social, mecánicas, fábricas de estructuras metálicas, chongos, a través de los famosos fideicomisos   que nadie  quiere  investigar   ni rendir cuentas  porque  los Consejos  Directivos del IESS, no  están prohibidos constitucionalmente y  pueden  cometer los  ilícitos que  se les ocurra  con los bienes y los aportes de los asegurados. Tierra de nadie.

Hasta la década de 1950, el área que hoy ocupa el hotel y su zona aledaña era conocida popularmente como La Pata de Guápulo, Originalmente el predio de casi tres hectáreas pertenecía al Cabildo de la ciudad de Quito, pero en 1958 fue rematado a la Caja del Seguro, que es como entonces se llamaba el actual Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social (IESS).

 La Caja del Seguro, con cuyos fondos se construiría la obra y pasaría a ser su propietaria, encargó el diseño del hotel al arquitecto estadounidense Charles Mac Hirahan, y la encargada de la construcción fue la Compañía Mena Atlas, con el célebre arquitecto quiteño Oswaldo de la Torre como director de la obra.

 Para un óptimo funcionamiento operativo del hotel, en el que la Caja del Seguro no tenía experiencia alguna, se contrató a la cadena estadounidense Intercontinental Hotel & Resorts, que había sido fundada por la aerolínea Panamá en 1946, y contaba con varios establecimientos de lujo en diferentes países, y aún hoy es una de las más importantes del mundo con sus diferentes submarcas. 

 Abrió puertas bajo el nombre inicial de Hotel Intercontinental Quito, que mantuvo hasta 1982 cuando terminó el contrato de arrendamiento, y pasó a ser pesimamente administrado directamente por el IESS con el nombre simplificado de Hotel Quito.

 El hotel  es esa época   fue considerado el primero de cinco estrellas que existió en la ciudad y uno de los mejores de América Latina, el hotel vivió su época de oro mientras se mantuvo bajo la administración de la mencionada cadena Intercontinental, hospedando a los artistas, diplomáticos, políticos, hombres de negocios y socialistas más importantes de aquellos años.

 En el año 1999 el IESS creó la Quito Lindo S.A., que se convirtió en la dueña del 100% de las acciones del hotel, y que en abril del 2010 pasó a ser parte del Banco del IESS (BIESS). Este último decidió la desinversión de acciones el 6 de junio de 2013, mediante su venta en las Bolsas de Valores del país.

 En 2014 el hotel registraba 215 habitaciones en funcionamiento, apenas siete menos que el día de su inauguración en 1960. Además, mantenía un balance financiero positivo, una nómina de 264 empleados y su patrimonio sumaba 22,8 millones de dólares americanos, mientras que los activos fijos (terreno, edificio, máquinas, etc.) ascendía a 21,5 millones y los activos corrientes a 4 millones adicionales al cierre del año fiscal de 2013. Hoy traído a valor presente   su venta estaría en mínimo 100 millones de dólares

 Finalmente, y por 30,8 millones de dólares, el 21 de abril de 2016 se subastó el hotel a la empresa China Road and Bridge Corporation (CRBC), que no posee experiencia en el mercado hotelero ni turístico pero sí en la contratación pública ecuatoriana. La nueva propietaria ha prometido alianzas con cadenas especializadas para su administración, así como una inversión de 200 millones de dólares para mejorarlo, costo que incluye un proyecto inmobiliario en los terrenos adjuntos.

 Hoy  al 2024  el nuevo presidente del Consejo Directivo del IESS  para quedar bien con los quiteños y con el presidente Noboa  manifiesta  que  es prioritario para la entidad  recuperar  la propiedad del Hotel Quito, que ha existido  una lesión a los  intereses  del IESS  de sus afiliados y jubilados.

Según mi criterio  lo lógico y  legal  era seguir   bajo  la  figura del           arrendamiento       pero sin informes suficientes    y con una  valorización exigua   se decidió  sacar al mercado a través de la Bolsa de Valores  de Quito,  participando  la  empresa  china  Road  anda Brigge Corporaction  CRBC a la que  a partir del 21 de marzo del 2026  se le adjudicó dolosamente  en apenas  30.827.333  dólares    cuya empresa  con algunas argucias  y  amarres con los miembros  de   los Consejos Directivos, Directores Generales y Financieros  ,  de ese entonces , lo que realmente pagó la empresa   fue un millón de dólares   concediéndole  alegremente  a la empresa  compradora  varios plazos   de pagos  a sabiendas   que  cuando se hace una compra  a través  del sistema bursátil  la compra venta  se  hace  su entrega  frente al pago de la totalidad de lo que dice el contrato..

Hecha la negociación hecha la trampa y la Contraloría, ni el representante de los asegurados   designado ilegalmente no dicen esta boca es mía.  Y lo único que funciona en el IESS y en el Biess en la corrupcipcion interna.

 

Artículos relacionados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×