19 junio, 2024

¿Por qué nuestro país es corrupto?

¡Vivimos en el país de los sapos! Aproximadamente en 1950, el país se comenzó a llenar de sapos. La presencia de los primeros fue contagiando a los ciudadanos y la honestidad comenzó a verse como idiotez. Antes, la palabra valía más que un documento notariado. Más o menos, desde esa época, comenzó la degeneración de la palabra honradez, hombría de bien, y los principios y valores se fueron degenerando poco a poco, hasta perderse casi totalmente. A eso, también ayudó, y mucho, el deslumbramiento de la riqueza. Comenzó, incluso en la gente adinerada, la competencia de quien tenía el mejor carro y de quien tenía lo mejor. La gente se dejó deslumbrar por el brillo del oro. Los valores se empezaron a medir por su costo, no por sus principios. El arribismo empezó a mostrar sus garras y la base moral del hombre, se fue degenerando hasta voltear la torta y empezar a creer que lo verdaderamente importante es tener, sin importar como se consigue. ¡El que tiene, tiene y eso basta!

Entonces ya, con los principios puestos a un lado, no importaba cómo habías adquirido tu fortuna, lo importante era tenerla y se empezó a rendir pleitesía a los que poseían y eso desató la carrera de la sapada, de las complicidades, de los arreglos por debajo de la mesa, y los políticos fueron “aprendiendo” este nuevo sistema de gobernar, que llegó a su máxima expresión en estos fatídicos casi 15 años que llevamos de un Gobierno nauseabundo, basado en mentiras, falacias, robos y repartos, sin que importe al Gobierno lo que ocurría con el pueblo. El sistema es: “¡Todos roban! ¿Por qué yo no?”. ¡Por eso la Salud y la Educación han tocado fondo! ¿Y el pueblo? ¡Hay que mantenerlo contento! Por eso les damos los bonos, se los llena de promesas, se les da salud y educación gratuitas (aunque sean de pésima calidad). Ecuador está entre los países más corruptos del mundo… y por mérito propio.

¿Podremos algún día recuperar la hombría de bien? o ¿Estamos condenados a seguir el ejemplo asqueroso de Venezuela? ¡De nosotros depende! Tenemos que empezar a educar a nuestro pueblo (y a nuestros hijos), copiando el estilo japonés: “El respeto a lo ajeno”. Si queremos seguir siendo sapos, ¡terminaremos ahogados en el pantano de la corrupción!

¡Para educar es necesario el ejemplo! Empecemos a pensar en lo que estamos enseñando a nuestros hijos. Si ellos ven que nos saltamos las reglas, ellos harán después lo mismo. Si nos ven pasando plata a un guardia de tránsito, pensarán que esa es la forma correcta de actuar. Si nos ven llegar borrachos, y que insultamos o agredimos a nuestra esposa, luego ellos harán lo mismo y aún peor, pensarán que esa es la forma de actuar cuando diferimos de opinión. Si nos oyen reír al comentar alguna pillería, o nos ven hacerla, luego la harán ellos. Si ven que con “sapadas” estafamos a alguien, o nos adueñamos de lo ajeno, pensarán que eso es ser vivo y no lo que somos en verdad, vulgares ladrones.

¡LA BASE DE LA ENSEÑANZA ES EL EJEMPLO! Si queremos componer el mundo, comencemos por cambiar nosotros mismos.

Artículos relacionados

La clase media marginada

Estos caóticos días de vandalismo más que de protesta, han dejado un saldo de profunda división y confrontación. Una opulenta dirigencia indígena, que en su soberbia dice representar al Ecuador entero, pudo […]

4 comentarios

  1. Muchas Gracias Dr José Fernando Gómez Ha sintetizado brevemente una realidad :
    1. Empecemos con el ejemplo personal, cambiando nosotros mismos,…
    2. Recurro a un dicho muy usado en el lenguaje coloquial ¨ que alguien haga algo »
    y de momento que la Justicia haga lo que tiene que hacer,,..creo que hay suficientes
    demandas sobre la mesa,…

    Alfonso Fernández 1711900173 Gquil 08/06/2020

    1. Estimado Alfonso:,
      Su comentario es exacto! Hay que insistir e insistir y ser nosotros los gestores de un nuevo Ecuador. La tarea es ardua pero si vamos con paso firme, lo lograremos!!

      Lo felicito! Demuestre! Que su ejemplo es vida para el futuro del Ecuador!!

  2. Su artículo es realmente una BARBARIDAD, ¿por qué afirma usted que EL ECUADOR es un PAIS CORRUPTO? ¡NO SEÑOR! NI NUESTRO PAIS ES CORRUPTO NI LOS 17 MILLONES DE GENTE DE A PIE SOMOS CORRUPTOS. Corruptos son los políticos que han gobernado nuestro país desde 1830 con HONROSAS EXCEPCIONES. Corruptos son LOS ROLDOSISTAS DEL EX PRE, LOS SOCIALCRISTIANOS, LOS DE IZQUIERDA DEMOCRÁTICA, LOS DE LA DEMOCRACIA CRISTIANA, LOS DE ALIANZA PAIS EN SUS 2 VERSIONES. ¡POR FAVOR SEÑOR, NO NOS META TODOS EN EL MISMO SACO PODRIDO DE LA CORRUPCION! ¿O ES QUE USTED TAMBIÉN SE SIENTE PARTE DE ELLA?

  3. Muy buen artículo de reflexión, «los Pueblos tienen los gobernantes que se merecen». Un Pueblo desunido y sin educación es lo que añoran los malos políticos que, lastimosamente, «son mayoría». Y con demagogia lo mantienen en la ignorancia para sus protervos intereses de poder y acumulación de dinero. O como los robolucionarios que han destruido la educación pública y privada democrática y plural con principios y valores. Cuando la repotenciación de la Refinería de Esmeraldas costó más del 1000% en corrupción robolucionaria de la 35 (correísta-morenista), y quedó igual o peor, y los ecuatorianos no decimos nada? Y nos conformamos y no reclamamos a la justicia también robada por ellos mismos, «y el atraco del sufragio como política del Estado totalitario y robolucionario»? Ahora, para seguir en el poder se han aliado con varios de la partidocracia que están saqueando al país de «modo revolucionario». Cuando Assange hizo de la embajada en Londres un chongo carísimo y de espionaje y nadie dijo nada. Hasta nos insultó? O cuando llenaron los colegios de maestros violadores con curso de cuatro meses? 17 millones de ecuatorianos debieron pedir su enjuiciamiento y renuncia al dictador Correa como máximo responsable de la política exterior y de educación según la Constitución violada millón veces por ellos mismos que fueron sus mentores maquiavélicos. Igual, cuando nacionalizaron ilegalmente y nombraron como miembro diplomático a Assange? No hace falta coincidir, en el mundo nos peleamos por ser uno de los países más corruptos y desorganizados. Nunca caímos tan al fondo del abismo de la corrupción y el crimen solapado o extrajudicial, los robolucionarios hicieron del atraco y el engaño una virtud, dividieron y silenciaron al país porque al que los denunciaba, lo mandaban a desaparecer como al Soldado de Honor J. Gabela? El Ecuador libertario y democrático sucumbió cuando estos dictadores saqueadores festejaban <> los 200 años de nuestros próceres libertarios del 10 de Agosto de 1809 y nos imponía mordaza, cárcel, muerte y su corrupción robolucionaria socialista. Felicitaciones don José F. Gómez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×