18 abril, 2024

Venezuela navega en un río de sangre

Algunos gobiernos son especialmente proclives en recurrir a fuerza excesiva y al terror por persecución para detener incluso manifestaciones pacíficas.

En todas las diversas denominaciones a estos actos: Motín; revuelta; rebelión; golpe de Estado; disturbio; alzamiento… Siempre los filósofos de métodos de regir un “Sistema”: sea este Imperial, monoteísta, comunista, tribales… Insisten en que las acciones deben estar dirigidas en contra de un orden debidamente establecido.

El Estado de Derecho consiste en la sujeción de la actividad estatal a la Constitución y a las normas aprobadas conforme a los procedimientos que ella establezca, que garantizan el funcionamiento responsable y controlado de los órganos del poder, el ejercicio de la autoridad conforme a disposiciones conocidas y no retroactivas en términos perjudiciales, y la observancia de los derechos individuales, colectivos, culturales y políticos.

Según la RAE: Levantamiento es contra la autoridad (debidamente constituida).

¿Cumple el tal Maduro, de nacionalidad posiblemente alterada, y sus gavillas con el concepto de Estado de Derecho, como hoy se define? ¿Su subida al poder fue legal? ¿Los hechos subsiguientes y la desaparición de la fortuna del pueblo y que maneja el Estado es clara? ¿Puede una cosa (no puedo definir a este maduro, ni ubicarlo como un ser) entregar el control de su Patria y poner a los Estamentos venezolanos bajo las botas del castro-comunismo?

Las respuestas son evidentes y ni ganó ni está legalmente habilitado para cargo alguno al no probar su nacionalidad ¡Ni siquiera adulterada!

Está más que claro que es un pueblo enardecido, que cumpliendo con la Constitución del coso ese, manifiestan su patriótica protesta, la que con una clara connotación genocida está siendo diezmada.

¿Cuáles son los auténticos presidentes que lo respaldan? Ninguno. Todos son bailarines oportunistas y corruptos con grandes rabos de paja que tiemblan de sólo pensar que si se hace justicia con el coso que habla con asnerías en la digna de orgullo República de Venezuela, a ellos también se les incendia el rabo. ¿El club UNASUR…?

El concepto de Estado de Derecho es una respuesta al Estado absolutista, caracterizado por la ausencia de libertades, la concentración del poder y la irresponsabilidad de los titulares de los órganos del poder.

De ahí que la garantía jurídica del Estado de Derecho corresponda al constitucionalismo moderno y su difusión como expresión jurídica es relativamente reciente.

Se ha entendido que el constitucionalismo contiene dos elementos fundamentales, que por mucho tiempo han sido considerados como sinónimo del Estado de Derecho: la supremacía de la Constitución con la clarísima separación de funciones en el ejercicio del poder creando un justo balance entre ellos.

La Constitución francesa de 1791 incluyó en su artículo 16 la expresión que luego se convertiría en el dogma del constitucionalismo liberal: “Toda sociedad en la cual la garantía de los derechos no esté asegurada, ni se adopte la separación de poderes, carece de Constitución”.

El Estado de Derecho ha tenido como contrapunto al totalitarismo. Por eso se señala que el Estado de Derecho está orientado a vedar la expansión totalitaria del Estado.

El totalitarismo se caracteriza por la supresión de libertades individuales y públicas, incluyendo la proscripción de partidos, de órganos deliberativos y de tránsito, reunión y expresión.

El totalitarismo procura legitimarse a través de la mentira, la evasión de responsabilidades y usando instrumentos jurídicos creados para ser obsecuentes y caprichosos.

El infame Hitler gobernó esencialmente apoyado por la Ley de Autorización de 1933, que lo facultaba para legislar a su arbitrio.

Por eso los aspectos de naturaleza estrictamente formal (contar con una Constitución, por ejemplo) fueron considerados insuficientes para identificar un Estado de Derecho.

Por dicha razón se estipula que el Estado de Derecho se rige por dos principios básicos: el de proporcionalidad (el beneficio que causan los actos estatales), y el de exceso (que no se afecten los intereses en una medida superior a la necesaria).

Las constituciones se estructuraban a partir de los derechos de libertad, propiedad, seguridad jurídica e igualdad. Algunos de sus corolarios eran los derechos de asociación, petición, sufragio y libertad de conciencia.

Un Estado que prescinde de la opinión diversa tiende aceleradamente al paternalismo, y de ahí a la adopción de formas sectarias de ejercicio de la autoridad.

Artículos relacionados

¿Quo Vadis Guayaquil?

Guayaquil demoró un siglo en tener 5.000 habitantes; fue ciudad olvidada por la Corona española, en época que las epidemias tropicales campeaban, también piratas e incendios la destruían y se reconstruía. El […]

El precio del honor

Aprendí desde muy pequeño que el honor no tiene precio, por eso no se lo puede vender y se lo defiende, con la absoluta claridad de los actos de quien se siente ofendido por alguien. Por eso en defensa del honor, hasta se concertaron algunos duelos, con testigos y padrinos, para garantizar la limpieza de la acción y del acto, elevado a un duelo personal en defensa de su honor.

El Sr. Presidente de la Republica, en defensa de su honor, al que él estima se le ha causado una ofensa, le pone precio material, económico y de un nivel tan alto, a su demanda, que bien puede convertirse en un excelente negocio que permitiría coimas a algún juez corrupto, para que emita un fallo, capaz de que en el reparto alcance para todos o causar la quiebra económica del demandado, por no poder cubrir el monto de la sanción impuesta por el Juez, a lo mejor a pedido del demandante.

Es indudable que este nuevo sistema de valorizar el honor, para lograr demandar la reparación del daño causado por una supuesta agresión que se estime que cause ofensa al honor, ya se está comercializando y podría ser el motivo para crear nuevas empresas profesionales en defensa del honor.

3 comentarios

  1. Lamentablemente la UNASUR nació deforme y ahora está en manos de un súbdito de Chávez y de Maduro, Alí Rodríguez. Este tipo debería excusarse de seguir de Secretario General de la UNASUR por el bien de Venezuela. Los presidentes guardan silencio por temor a los Castro o por admiración a este Maduro.

  2. FELICITACIONES MB SU ARTICULO,,, CUANDO LEO Y VEO TODO LO QUE ESTA PASANDO EN VENEZUELA, ME DA TANTO MIEDO Y PIDO A DIOS QUE NOSOTROS LOS ECUATORIANOS NO PASEMOS POR ESTOS TERRIBLES MOMENTOS…CHAVEZ Y MADURO ESTAN ACABANDO A LA POBRE GENTE DE VENEZUELA, TEMO QUE HABRA UNA GUERRA CIVIL,, Y EL CRETINO DE MADURO Y SU GALLADA VAN A HUIR, OJALA QUE NO SEA A NUESTRO PAIS…..

  3. FELICITACIONES MB SU ARTICULO,,, CUANDO LEO Y VEO TODO LO QUE ESTA PASANDO EN VENEZUELA, ME DA TANTO MIEDO Y PIDO A DIOS QUE NOSOTROS LOS ECUATORIANOS NO PASEMOS POR ESTOS TERRIBLES MOMENTOS…CHAVEZ Y MADURO ESTAN ACABANDO A LA POBRE GENTE DE VENEZUELA, TEMO QUE HABRA UNA GUERRA CIVIL,, Y EL CRETINO DE MADURO Y SU GALLADA VAN A HUIR, OJALA QUE NO SEA A NUESTRO PAIS…..

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×