15 abril, 2024

Porqué no voy a votar

La ley del Ecuador tiene el absurdo de obligar al voto a las personas de 18 a 65 años y da la facultad optativa de que las personas de 16 a 18 y los mayores de 65, puedan hacerlo si es su deseo. Esta ley es ridícula y absurda, absurda porque para cualquier trámite que tenga que hacer una persona de la tercera edad, le exigen el certificado de votación, dando a entender que es obligatorio el voto, so pena de no ser considerado ciudadano, ridícula porque, como en el caso de la elección actual, muchos ciudadanos, no creo ser el único, no entendemos el porqué de las preguntas. Si tuviéramos algún día la mala suerte de tener que elegir para una segunda vuelta, entre dos candidatos, uno pésimo y el otro peor, al proceder democráticamente tendríamos que elegir entre dispararnos en la sien con un revólver o con una pistola. El voto no debe ser obligatorio.

A Dios gracias ya pasé los 65 y mi voto actual es optativo. Soy un profundo creyente en la democracia y por eso siempre he votado, regresando si estaba fuera del país, no por ayudar a fulano o a mengano, sino por ayudar a la democracia en el país, porque mi voto a favor o en contra del candidato triunfador, afirma la democracia en el país. El Presidente es de todos, los que votaron a favor y los que votaron en contra.

En la elección actual, en que se nos llama a decidir no por candidatos sino por cuestiones que la gente ya decidió al elegir a sus gobernantes o que a mi modo de ver, atentan contra la democracia al opinar, prefiero abstenerme de expresar mis preferencias, ya que considero más que una pérdida de tiempo, una ironía el hacerlo.

Analicemos someramente: Lo expresado por el Alcalde de Guayaquil es cierto. Las preguntas sobre la seguridad ciudadana, no van a corregir el problema. El asunto debió haber sido arreglado al inicio de este Gobierno impidiendo cedular o dar carnet de refugiado a guerrilleros y narcos. ¿Cuántos delincuentes tienen doble cédula? ¿No es desde entonces que el problema se ha ido agudizando? Un León Febres Cordero, con todos los defectos que se le quieran atribuir, hace tiempo hubiera sacado a la calle al ejército, sin ningún llamado a consulta y hubiera acabado con esta mafia que ahoga al Ecuador.

Otra pregunta absurda es la que va en relación con las corridas de toros. Al Gobierno le deben preocupar los ciudadanos no los toros. No estamos en la India (allá las vacas son sagradas, como aquí lo son algunos políticos). A mí lo que me preocupa como ecuatoriano, es la elevada tasa de prematuridad, porque no se hace conciencia en las madres de que el control prenatal que es gratuito, puede prevenir complicaciones que pongan en peligro la vida de sus hijos. Se da permiso para la creación de Clínicas de maternidad que no tienen ni infraestructura ni personal para atender a los recién nacidos que sacan por cesárea antes de hora y a los que derivan a los Hospitales Ycaza o Gilbert en situaciones a veces tan precarias que con suerte llegan aún con vida. Toda Clínica de maternidad DEBE TENER neonatólogos, enfermeras y terapistas especializados, incubadoras, monitores, respiradores etc. para autoabastecerse si van a hacer Cesáreas donde nacen prematuros. Si hay suficientes personas a las que les gusta el toreo como para poder pagar el espectáculo, que lo hagan para ellos. Si a mí no me gusta, pues no voy y se acabó el problema, porque este espectáculo es optativo. Nadie me obliga a asistir.

En relación con la pregunta de los juegos de azar. Es una pena que el Gobierno pretenda que sea el pueblo el que decida eso. Los juegos de azar son un negocio lucrativo. Por eso, no se debe permitir que haya juegos de azar a menos que sean para apoyar a Instituciones de Beneficencia a favor del pueblo. Permitir que alguien se haga rico por este medio es una forma de negocio lucrativo que debe evitarse porque esa sí es una forma de enriquecimiento ilícito privado. Un hombre con tragos puede perder toda su fortuna en estos juegos de azar. Este tipo de negocios debe ser prohibido para lucro personal o de grupo, por más amigo que sea, pero no por decisión de una Consulta, sino por decisión gubernamental. ¿Para qué se elige al Presidente? El Gobierno tiene la obligación de vigilar que todo el dinero ganado por medio de los juegos de azar, vaya a obras de asistencia social en favor de los más necesitados, no a lucrar bolsillos personales. Sobre el enriquecimiento ilícito privado, me preocupa lo que se pretende con ello. Si yo decido poner un negocio e invierto mi dinero en él, ¿lo voy a poner para perder dinero? ¿Quién es el estúpido que así lo hace? Todo negocio debe ganar dinero y hasta donde sé, las leyes obligan al dueño del negocio a cumplir con sus obligaciones tanto con sus empleados como con sus clientes. Por algo existe un defensor de oficio a donde la persona se puede ir a quejar si se siente estafada. Es diferente el enriquecimiento público, porque el empleado público no ha puesto dinero y administra el dinero del pueblo, es decir, de todos los ecuatorianos. Todas las formas de enriquecimiento ilícito privado están contempladas y penadas en la ley, desde el lavado de dinero y el narcotráfico hasta los asesinos a sueldo, sicarios y más, pasando por los chulqueros. Creo además que todos debemos tener la libertad de escoger en que invertimos nuestro dinero, no por ley sino por libertad, a menos que se nos quiera prohibir ser libres.

El asunto de la afiliación al Seguro tampoco debe ser preguntado. Debe ser impuesto. ¿O es que no hay autoridad en el país? ¿También vamos a preguntarle al pueblo, después del éxito de esta consulta, que si alguien mata a otro porque le cae antipático o lo insultó, debe ir a la cárcel o ser puesto en libertad?

Por último, es una utopía el pretender eliminar los programas de alto contenido sexual de los medios de comunicación por un plebiscito. Es el Gobierno el que debe ordenarlo y razonadamente, no porque a mí no me gusta. Cuando fui Director Ejecutivo de la Asociación Cristiana de Empresarios, intentamos hacerlo hablando con las Empresas para que retiren las propagandas de sus Compañías en ciertos programas que consideramos inmorales y si bien es cierto que unos pocos ejecutivos nos apoyaron, perdimos la batalla (más no la guerra). ¿De qué sirve que el Gobierno retire programas del aire si regala preservativos y anticonceptivos???

Perdón por lo largo del artículo pero creo que no hay derecho a que se obligue a tomar decisiones que deben ser del Gobierno.

Artículos relacionados

El caso de la Valija Extraordinaria

Repasemos la historia verdadera de ese gran genio: el general Eloy Alfaro D. Luego caminaremos ciertos hechos acontecidos durante este desgobierno y nos situaremos en la perspectiva que el mundo tiene de nosotros hoy en día.

Calendario Histórico: La Revolución Liberal de 1895

“El 5 de junio de 1864 en el sitio Colorado, cerca de Montecristi, Manabí, fue el inicio efectivo de la empresa revolucionaria que lideró Eloy Alfaro Delgado, con una singular apoteosis en igual fecha de 1895, hace 107 años.

‘El caso de la venta de la bandera nacional entre noviembre y diciembre de 1894, que involucró directamente a José María Plácido Caamaño, a espaldas del primer mandatario, robusteció la reacción popular que ayudó a los liberales a la consecución de sus propósitos reivindicadores.’…

No hay comentarios

  1. Votar SI o NO es opcional,lo mismo votar en Blanco o Nulo….sin embargo con respecto a la obligación de votar además del certificado de votación que nos permite hacer cualquier trámite,es obligatorio desde el punto de vista cristiano…recuerda quien dijo: ¿ A Dios las cosas de Dios y a Cesar las cosas de Cesar?….y ¿Dónde se dice que toda alma esta en sujecion a las autoridades?..por supuesto, en el único libro de los cristianos…,por estas dos razones el Voto es Obligatorio,y tenemos el deber moral de cumplir con esta Ley…como se vote y para que se vote,eso es irrelevante.

  2. UNA VEZ MAS, EN TOTAL ACUERDO CON VD. QUERIDO DR.EL VOTO NO DEBE DE SER OBLIGATORIO. EL QUE NOS OBLIGUEN A ELEGIR QUIEN NOS VA A ROBAR, ES EL COLMO DEL CINISMO.!!!!!!!!!!!!!!

  3. Sus opiniones siempre me han parecido valiosas y en el presente artículo estoy de acuerdo con casi todos los puntos, en los que Ud. con su brillante inteligencia y su profundo análisis nos hace meditar, gracias por eso. Pero hay un tema en el que no coincido, que es el de que debe ser optativo el ver o no las corridas de toros, considero por demás cruel ese espectáculo vergonzozo, tanto como lo fueron los de los circos romanos, es cierto que hay junto a esta pregunta otras amañadas, pero en esto soy radical, la violencia contra cualquier ser existente me parece sensurable.
    I en lo que se refiere a los programas de contenido sexual, coincido con Ud. en que el gobierno es quien debe prohibirlos a horas inadecuadas, pero pienso que esa libertad que Ud. bien menciona, le da derecho a los adultos a usar métodos anticonceptivos, siempre y cuando no recurran al aborto que Ud. como médico sabe que es otra cosa y que sí tiene connotaciones de crimen.
    Reitero mi admiración por sus análisis.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×