30 mayo, 2024

De diccionarios, silogismos y baratillos

El “DICCIONARIO DE LA LENGUA ESPAÑOLA” de la REAL ACADEMIA ESPAÑOLA, en su vigésima segunda edición (año 2001), define al vocablo “mentiroso” de la siguiente manera;

Mentiroso, sa. adj. Que tiene costumbre de mentir.

Desde la campaña para la presidencia de la república, y hasta nuestros días, el economista Correa mantiene la costumbre de decirle al país cosas que no son ciertas: Prometió y no cumplió con la generación de empleos; construcción de viviendas, escuelas y hospitales; no pagos a la deuda externa; unir a la familia ecuatoriana; obras para beneficio ciudadano que no pasaron de la “colocación de la primera piedra”; bajar el IVA; no hay aclaración alguna acerca de las graves acusaciones en el caso FARC; rehabilitación de carreteras, etc. En fin, la cadena de engaños es tan larga que a los ecuatorianos ya nada nos sorprende y, tal como van las cosas, estamos condenados a sufrirla hasta que termine su periodo.

En estos días ha fabricado una propaganda engañosa con la que cree –como dice el pueblo- “llevarse al cuento a los guayaquileños”; lo que sucede es que los guayaquileños “no comemos cuento”, y al mismo tiempo estamos hastiados de tanta mentira. Esa propaganda ha sido severamente criticada, a todo nivel, por representar una evidente engañifa.

Estos engaños nos llevan a recordar los años de nuestra vida estudiantil cuando en el quinto curso de bachillerato estudiábamos la materia “lógica” con la que aprendimos aquello del “Silogismo”, que fue formulado por Aristóteles en su obra Organon, definiéndolo como el tipo perfecto de razonamiento deductivo, en el que “puestas unas cosas, otras resultan necesariamente”. Consta de 3 proposiciones lógicas en donde la última es necesaria deducción de las 2 primeras, es decir, de una premisa mayor, una premisa menor y una conclusión.

Ahora bien, con lo anteriormente dicho, podemos formar un silogismo de la siguiente manera y, que en mi opinión, retrata al ciudadano presidente del Ecuador:

Premisa mayor:

QUIÉN TIENE COSTUMBRE DE MENTIR, ES MENTIROSO

Premisa menor:

EL ECONOMISTA TIENE COSTUMBRE DE MENTIR

Conclusión:

EL ECONOMISTA ES MENTIROSO

El silogismo mencionado se hace más evidente por la campaña iniciada para promover en el referéndum al alicaído SI; ha elaborado una serie de ofertas en la clásica modalidad de baratillo con los dineros de los ecuatorianos: Aumentar el bono de la mendicidad; más colocaciones de primeras piedras; ceder artificiosamente ante las pretensiones de organizaciones que le forman manifestaciones; pedir perdón por que lo prometido no se realiza; ponerse de acuerdo con el TSE para hacerle creer al país que dicho Tribunal va a ser imparcial en la próxima consulta popular y en calificar los gastos de su campaña; a lo mejor intentará pactar con las oligarquías peluconas; ofrecerá el oro y el moro. Ahora todo vale.

Si nos remitimos a lo hasta hoy actuado por el economista, lastimosamente deberemos ser en extremo pesimistas por tener que reconocer que, de ahora en adelante y más que nunca, tendrá plena vigencia el dicho popular “yo te ofrezco, busca quién te dé”.

Será por eso, o por más, que en nuestra nación ha llegado a tener una notable baja en su credibilidad, y que a nivel internacional esa credibilidad es casi cero? …¡Lástima por este país!

Pongamos un grano de arena para terminar con la serie de mentiras. Votemos NO en el próximo referéndum.

Artículos relacionados

No hay comentarios

  1. Bien por su apreciación, pero…

    Sin ser Yo afin al Gobierno, pues no concuerdo con su proceder, me podría decir si Ud con su preparación, tiene alguna propuesta constructiva, a mas de solo un analisis de lo que ya conocemos?…

    Porque Yo tengo algunas y en varios campos, y que ya he enviado a varias autoridades comenzando por mi ciudad – Ibarra – y que en cierto grado han sido acogidas, pero falta mucho por hacer…estaría Ud. y otros respetables, dispuesto a unirse a otros columnistas para trabajar por ese cambio que queremos, y pasar del comentario a la acción?.

    Att.
    Alberto Rosales
    ralberto68@hotmail.com

  2. Arturo, veo que las enseñanzas del Dr. Gil Barragán Romero,(profesor de lógica, de nuestro querido colegio Vicente Rocafuerte)cayeron en terreno fértil, poués han pasado más de 50 años de éstas, y todavía están frescas las antes mencionadas enseñanzas.
    Estoy de acuerdo contigo, todo lo que dice y ofrece Correa es mentira, falacias, para engañar a nuestro pueblo.
    Yo también voy a poner mi granito de arena, para qué de una vez por todas acabar con tanto engaño, yo votaré por el NO en el referéndum, como espero que lo hagan la mayoría de guayaquileños.
    Gabriel Chérrez S. junio 24/08.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×