30 mayo, 2024

La Asamblea Constituyente: Rebautizando el fracaso un Siglo después

La famosa Asamblea Nacional Constituyente fue promocionada por el actual Mandatario para instituir la “Economía del Siglo XXI” que sería la panacea para el Ecuador. Sin embargo, lo que está haciendo, igual que dicha hipótesis, es rebautizar los criterios comunistas del año 1917, teoría ilusa que parió un niño malo y baldado que ha fallecido, está enterrado, y tratan hasta de alejarlo de la mente los que la sufrieron.

La dicha Asamblea Nacional Constituyente, en la embriaguez del triunfo de un concepto diferente para el que ellos fueron electos, está aplicando una dictadura irresponsable. Se aprovechan para dedicarse a permitir gobernar a su “encargado”, quién en realidad es su jefe y aliado, para lanzar írritos ¿“Mandatos”? que la ha descalificado.

La pública propuesta de SENPLADES de incrementar a catorce las competencias que no son transferibles, subiendo de las cuatro actuales. Muchas de las otras ya han sido descentralizadas y perfectamente funcionales que incluso han motivado el aplauso y son usadas de ejemplo internacional.

¿Por qué no pudo el Estado jamás tener ni un aeropuerto decente, hoy el de Guayaquil ha sido nombrado el mejor de Sudamérica; un Terminal Terrestre Internacional que es considerado uno de los mejores del mundo; un Registro Civil ágil y honesto que no se puede violar y tantas otras funciones lógicas, para volver a centralizarlas – enviarlas al Hueco Negro – emulando estilos que han dado fracasos totales ¡en todas partes! y son más para el descalificado Roberto Gabriel Mugabe, de Zimbawe.

Pretenden con un proyecto de “Ley Orgánica para la recuperación de los recursos petroleros del Estado”, suprimir la Ley especial de distribución del 15% que hoy tienen los Gobiernos Seccionales. ¿Por qué? ¿Para qué pueda manejar el Rey Sol, el Rey: “El Estado soy Yo”, a su antojo los ingresos nacionales? ¡Que locura! ¡Cuando la experiencia gubernamental y privada es que descentralizar es avanzar!

La descentralización como medio idóneo tiene tal cantidad de ejemplos que se requerirían miles de páginas para escribirlos o miles de horas para enumerarlos.

Será tanto el odio al éxito del Guayaquil bien manejado que ha demostrado la ineptitud del centralismo con su bienaventurada autodeterminación.

La consigna debe ser: “Dame la mano para ayudarte a subir” y no: “Si te acercas te pateo para que no notes que soy de oro falso”.

Otro proyecto interesante, digno de ser tratado en un Congreso de Siquiatría por su contenido evidentemente incoherente, es el de la “Ley Orgánica del Sistema de Contratación Pública” que eliminaría la Autonomía Institucional. Retira el informe previo de Procuraduría y Contraloría estableciendo una inédita instancia Ejecutiva para poner más trabas, no sé para que será: ¿Crea dificultades para vender facilidades? (la venta podría pagarse con sumisión o prebendas políticas).

Saldríamos de un sistema de contratación pública susceptible de ser corrupto, a uno definitivamente propenso a ser dirigido desde lo que se convertiría en un albañal politizado.

¡Hay más!: La nueva Ley de Tránsito le quitaría el derecho al dueño de casa y al inquilino a regular su estilo de vida. Es decir, los habitantes de un caserío, pueblo, ciudad, cantón, no podrían por medio de sus representantes reglamentar el tráfico de una manera concordante con su más ilustrado seccionar, costumbres, o necesidades.

Hay que ponerle, preferentemente democráticamente, punto final a esta preescrita, planificada y demasiado ensayada comedia. No esperemos que sea uno sólo el que se enfrente a la jauría. Ecuatorianos les digo otra vez: No demos campo abierto a nuestra humillación y retroceso. Analicemos bien el Proyecto de Constitución y aplaudámosla si es buena y aniquilémosla si es malintencionada. No permitamos que con las mentiras y trampas nos lleven al redil.

Sí hay unos pocos hombres de bien e idealistas puros (no necesariamente de mi estilo), en la Asamblea Nacional Constituyente, pero han sido contagiados o atontados por el portador de la súper bacteria de la arrogancia y cinismo.

Las elecciones para Gobiernos Seccionales tienen que efectuarse de acuerdo a la Ley vigente el tercer domingo de octubre del 2008. Entonces el Rey Sol notará que su resplandor ha hecho ver la verdad a muchos y que no es la que él predica. Cuidado permitimos otra salvedad: ¿Qué importaría defecarse sobre una Ley más, para alterarla al ritmo de la conveniencia del Monarca y tener un solo gasto de compra de almas y fraude?

Me siento avergonzado yo, que con muchos guayaquileños y habitantes de otras ciudades nos enfrentamos a los cañones y armas de la Fuerza Armada dictadora (pero deliberante y equitativa) a protestar al tratar de ser pisoteados; no estar listos hoy.

Hoy, qué… ¿Nos atemorizan las antidemocráticas, soberbias e inconstitucionales amenazas? Anoto dos pensamientos famosos: “El patriota siempre debe estar dispuesto a defender a su patria contra el gobierno.” – Edward Abbey y el de – Emiliano Zapata: “Es mejor morir de pie que vivir de rodillas.”

Artículos relacionados

La foto más cara de la Historia, Rafael Correa llegando a Qatar

“TRAS PIEDRAS PALOS”: Este antiguo dicho parece renacer bajo el desgobierno de Rafael Correa.

Muchos, engañados por la verborrea, pensaron que ahora sí iban a estar mejor, que un nuevo futuro se avecinaba, pero no es así.

Sin embargo, lo único que hemos podido constatar es el tipo gasto de Goebbels. Veinte milloncitos por allí gastados en poner un letrero deletreado, de una idea de History Channel (que lo hizo virtualmente) con una letra puesta en cada una de varios países cuyos ciudadanos no entendían de qué se trataba y que muchos de ecuatorianos ya ni recuerdan.

No hay comentarios

  1. Felicitaciones señor Kure,su artículo es claro y preciso. al final del mismo usted recuerda dos pensamientos emitidos por los señores Edward Abbey y Emiliano Zapata, que deben ser el caballo de batalla, de los que si amamos a nuestra ilustre ciudad de Guayaquil y al Ecuador.
    Espero que este díario digital continúe apareciendo (estuvo sin aparecer algo màs de un mes), para que podamos seguir expresando nuestros comentarios sobre temas trascendentales de nuestra ciudad y del Ecuador.
    Gabriel Chérrez S.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×