16 junio, 2024

Los escándalos sacerdotales

Es triste la actitud indecorosa de ciertas personas en relación con los “escándalos” que se comentan de ciertos sacerdotes de la Iglesia católica, en este tiempo.

Los “escándalos” son tan antiguos como la Iglesia. Cristo escogió a sus doce apóstoles y uno lo traicionó. Si el escándalo causado por la traición de Judas hubiera sido lo único en lo que los miembros de la primera Iglesia se hubiesen centrado, la Iglesia habría estado acabada antes de comenzar.

A inicios del siglo IV el Papa nombró Obispo de Cartago a Ceciliano, lo que fue rechazado por algunos Obispos de la Numidia, quienes nombraron Obispo de Cartago a Mayorino a quien sucedió Donato, iniciándose así un cisma en la Iglesia de ese entonces, que tomó el nombre de Donatismo. Los Donatistas aseguraban que sólo aquellos Sacerdotes que llevaban una vida intachable, podían administrar los Sacramentos, incluida la conversión del pan y el vino en el cuerpo y la sangre de Nuestro Señor Jesucristo, indicando que incluso todos los Ministros sospechosos de traición a la fe durante las persecuciones del Emperador romano Dioclesiano, en las que se obligaba a los cristianos a escoger entre abjurar de su religión o el martirio, no debían ni podían impartir los Sacramentos. En el Concilio de Arlés en el 314, fue condenado como herejía este movimiento. La fe cristiana fue valientemente defendida luego por San Agustín, y fue acusado por un Obispo Donatista por la vida que había llevado antes de ser bautizado y de ser ungido como Sacerdote y luego Obispo de Hipona. La Iglesia Católica, ya desde esa época, reafirmó la Doctrina de la objetividad de los Sacramentos, es decir la idea de que una vez transmitida la potestad sacerdotal a un hombre mediante el Sacramento del Orden Sacerdotal, los sacramentos que éste administre son plenamente válidos por intercesión divina, independientemente de la entereza moral del clérigo. Los Donatistas persistieron sin mayor fuerza hasta el Siglo VII en que la invasión árabe musulmana convirtió al Islamismo esas tierras. En relación con el Donatismo es clara la defensa de la Iglesia que hizo San Agustín: “¿Es acaso Pedro el que bautiza? Es Cristo el que bautiza; ¿Es acaso Judas quien perdona los pecados? Es Cristo quien los perdona…”

La Iglesia ha pasado por varios períodos de crisis, pero Dios siempre ha mandado grandes Santos a ayudar a defender Su Iglesia, como San Ignacio de Loyola en la época de Lutero y San Francisco en la época de la mayor inmoralidad en Europa. Una vez un Hermano preguntó a San Francisco: ¿Qué harías tú si supieras que el Sacerdote que está celebrando la misa tiene tres concubinas a su lado en las noches? San Francisco contestó sin dudar: “En el momento de la Comunión, iría a recibir el sagrado cuerpo de Nuestro Señor Jesucristo de las manos ungidas del Sacerdote.”

En estas épocas de crisis de la Iglesia es cuando los católicos debemos unirnos más a Cristo y a Su Iglesia, para defender nuestra fe y no dejarnos llevar por las habladurías de gente que lo único que persigue es destruir al hombre, pues al destruir su fe, se destruye la esencia del hombre.

Artículos relacionados

No hay comentarios

  1. Por fin un articulo lleno de verdad!
    Lo felicito! Ojala traiga este escrito un poco de reflexion. No podemos juzgar a la Iglesia por errores y crimenes que cometen los hombres!

  2. Han pasado 2000 años y todavia se habla de la traición de Judas, los mismos curas hablan y predican sobre eso, acaso esta mal?
    porque callan y no hablan sobre los curas pedofilos, degenerados, eso esta bien ?
    El escandalo como Ud. lo llama, que no es para menos, no es contra la iglesia sino contra la aberración de estos anormales que se escudan tras la Iglesia.
    contra

  3. El mensaje que nos dice la Biblia al respecto de los sacerdotes es claro y preciso, El pastor de las ovejas es simbolo de Cristo y sus seguidores. El buen pastor arriesga su vida por sus ovejas no las daña ni martiriza, las cuida y protege. He aqui el pasaje Biblico: ?Hijo de
    hombre, profetiza contra los pastores
    de Israel, profetiza y diles: Esto dice
    el Señor: ¡Ay de los pastores de Israel
    que se apacientan a sí mismos! ¿No es
    el rebaño lo que deben apacentar los pastores? Vosotros os bebéis su leche,
    os vestís con su lana, matáis las ovejas
    gordas, pero no apacentáis el rebaño.
    No habéis robustecido a las flacas, ni
    curado a las enfermas, ni habéis vendado
    a las heridas; no habéis reunido
    a las descarriadas, ni buscado a las
    perdidas, sino que las habéis tratado
    con crueldad y violencia. Y así, a falta
    de pastor, andan dispersas a merced
    de las fieras salvajes. Mi rebaño anda
    errante por montes y colinas, dispersas
    mis ovejas por todo el país sin que
    nadie las busque ni las cuide. (Ez 34,
    2-6. SOLO QUIERO PREGUNTAR DONDE ESTUBIERON LOS GERARCAS DE LA IGLESIA CUANDO OCURRIAN LOS HECHOS. PORQUE ENVES DE EXPULSAR A LOS PEDERASTAS LOS ENVIARON A OTROS LADOS PARA QUE SIGAN HACIENDO LO MISMO. Soy Catolico practicante pero me horroriza pensar que cualquira de nosotros o mis hijos pudieron haber sido abusados de esa manera. Pidamos a Dios que nos Guie y que esta oscura de la fe pase.

  4. Malos profesionales hay en todas las profesiones. Esto no indica que las profesiones sean malas, sino que gente que no debía entrar, entró.
    Cpmo digo en el artículo, si nos hubiéramos centrado en el mal discípulo que fue Judas, no hubiera Iglesia Cristiana. Cristo perdonó a la pecadora y perdonó a Judas cuando le dijo: Anda y haz lo tuyo. El gran pecado de Judas fue pensar que su pecado era más grande que el perdón de Cristo.
    Jesús advierte: «No juzgéis y no seréis juzgados.» «Con la misma vara que mides, serás medido»
    Creo que los Cristianos debemos reflexionar y rezar por nuestros hermanos pecadores. Cristo perdonó a la mujer a la que se encontró en adulterio, luego de decir a los que la trajeron: «El que esté libre de pecado, que tire la primera piedra» No conviene juzgar, que sean los jueces los que lo hagan. Es mayor pecado provocar escándalo con el criterio puritano, que cualquier otro pecado, pues se peca por hipocrecía y por ser piedra de escándalo para los demás.
    JFGR

  5. La Iglesia como entidad de fe, como comunidad de creyentes, puede (con dificultad racional, inclusive) asimilar los argumentos emocionales de dividir al hombre de la entidad salvífica, que se sintetiza en la frase: «El pedófilo es el hombre, la santa es la Madre Iglesia».

    Pero como actora social mundial, la Iglesia Católica no da señales de un comportamiento ético, sino de escondite, de espíritu de cuerpo que en este caso es malsano. Con proteger a sacerdotes cuya inteligencia emocional es depravada por el mórbido deseo carnal – infantil, empañan la cara de la Iglesia, mal utilizan el manto de fe de la asamblea de creyentes, y exponen a la vocación sacerdotal a una crisis más prolongada de la que ya existe.

    El médico, con sus manos sucias, no puede ejercer su ministerio hipocrático. El sacerdote, con su conciencia, mal puede administrar los sacramentos.

  6. Lo felicito por su articulo que nos trae a colacion un bonito mensaje en el que debemos reflexionar los que nos consideramos verdaderos catolicos: La iglesia es como una gran red que se hecha al mar y de la cual se recogen peces de todo tipo solo despues se escogera a los que sirven y no sirven (mateo 13), yo creo que no solo Judas sino tambien los corintios era una comunidad a la que San Palo envio tres cartas , por el hecho de que alli en esa comunidad fundada por los apostoles habia inmoralidad pero de lo peor….sigo comentandoles que eso ocurrio tambien con los galatas y que decir de los romanos…..Don Jose Gomez lo felicito por abrir su corazon y difundir esta reflexion suya y que la hacemos nuestra….. no para aceptar lo inaceptable como es la pedofilia y pederastia que sucede o sucedio en unos sacerdotes y que sirvio de escandalo para los creyentes ateos y agnosticos que les gusta el chisme y aumentan el bochinche sino para fortalecer a muchos espiritus esmirriados que por escandalos asi llegan a decir ya no creo en nada y mejor se hacen eco de grupos sectarios….Debemos siempre cultivar nuestros conocimientos regiosos…. meditar y rezar.

  7. La Iglesia Católica, a la que orgullosamente pertenezco, debe seguir la doctrina de Jesús Cristo basada en el amor al prójimo,esa fué la revolución que hizo Jesús de Nazareth.Mientras esta continue intacta estaremos dentro de sus preceptos .Pero desafortunadamente,no ha habido otra forma,está dirigida por hombres susceptibles del pecado y del error.

    A través de toda su historia ha habido errores que han tenido como consecuencia los cismas desafortunadamente menoscabando su unidad,y de esto sí podemos juzgar a la jerarquía eclesiástica.
    La Iglesia debería ser más humana en algunos aspectos en los que se ha deshumanizado como son
    ,el celibato y la concepción,con esto se eliminarían muchos de las aberraciones dolorosas,homosexualidad que han habido entre sus ministros,y el aborto.
    Los tiempos cambian,cambian las cosas y la Iglesia no puede seguirse aferrando a un conservadorismo que no tiene nada de humano.Estuvo bien para el nacimiento de la misma cuyos practicantes eran varios miles pero nó ahora cuando la población mundial ha crecido en progresión geométrica.En concordancia con estos pensamientos,la iglesia debería estar siempre al lado de los más pobres y necesitados y no alinearse con los poderosos y potentados como se ve en el alto clero alineado en nuestro país con la oligarquía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×