18 junio, 2024

¡Pobre Inocente!

El 28 de diciembre, especialmente en los países de habla castellana, se recuerda la matanza de los niños “inocentes”, realizada por Herodes con la intención de terminar con la vida del recién nacido Jesús.

En otros la motivación y fecha es variable, siendo, en la mayor parte de influencia sajona, el día 1 de abril que se celebra el “April Fool”, ligado más a que en los primeros días primaverales muchos, en especial en el área del amor, se comportan como tontos.

Sin saber a ciencia cierta el origen del cambio, el día de los “inocentes”, a pesar de referirse a un hecho sangriento, se ha transformado en una tradición de hacer bromas y disfrutar la sorpresa del que es víctima de una “inocentada”; las cuales pueden llegar a ser muy nefandas.

En Méjico la tradición consiste en que a la persona que se la ha engañado, es decir, a la víctima de la “inocentada”, se le dan unos dulces u obsequio con el siguiente recado: “ERES INOCENTE PALOMITA QUE TE DEJASTE ENGAÑAR, SABIENDO QUE EN ESTE DÍA NO TE PUEDES DESCUIDAR” o “HERODES, CRUEL E INCLEMENTE, NOS DICE DESDE LA FOSA, QUE CONSIDERA INOCENTE AL QUE SE DEJA ENGAÑAR”.

Por mi temperamento, de mal perdedor, siempre me he cuidado mucho, principalmente relacionando lo que me manifiestan con la lógica, la historia y la posible evolución de una situación (caigo en cuenta que más bien es una actitud común en mí analizar las cosas y no dejar que la mala ambición me lleve a fracasos que pueden ser únicamente abochornantes).

Eso sí, muchas veces para “salvar el honor” de un amigo o ser querido que ha sido “lesionado”, he ideado varias situaciones que han culminado en una dulce y triunfadora revancha; siempre, eso sí, he cuidado de que no se produzcan daños materiales o sentimentales.

Este año no creo lograr ni siquiera un empate. Las inocentadas del gobierno no pueden igualarse.

Que sobra dinero… que falta. Que no pagaremos… y pagamos. Que la ley se cumplirá… y se la acomoda al gusto del autócrata. Pobre Inocente… Pobre Inocente…

En lo único que emulan el motivo de recordación del día, es que muchos inocentes pagarán hasta con la vida el mandato del auto convencido Emperador; cuya mayor inteligencia radica en que siempre tiene a su lado o alcance a un chivo expiatorio listo a ser sacrificado.

Este 28 de diciembre ya no puedes hacer nada. Por dos años has sido un “Perfecto Inocente”, incluso los que no cayeron, porque hemos pensado que podemos salvar a los demás de caer en la cruel broma.

Por lo tanto reconoce: eres un ¡POBRE INOCENTE!, con mayúscula.

La pregunta para el nuevo año es: ¿Seguirás cayendo? O, cuando llegue el momento, votarás inteligentemente, para poder al fin nosotros gritar: Ahora te demostramos que hemos sido buenos e inocentes; pero no brutos ni tarados.

Te queda una sola consolación, admite que los mártires son Santos Inocentes y que el bien siempre triunfa sobre el mal: Querido hermano inocente.

Artículos relacionados

La libertad de expresión

No puede ser la consecuencia de un benevolente permiso gubernamental. Es un derecho irrenunciable de todo ser humano que vive en democracia. Constituye un privilegio adquirido gracias a la lucha de generaciones cuyo precio fue la sangre, sudor y lágrimas derramadas por los librepensadores que nos la legaron.

Los ecuatorianos debemos cuidar que este patrimonio sea preservado íntegramente.

Para ello tenemos que defender este derecho al costo que sea y contra cualquiera que pretenda conculcarlo.

¡Feliz año!

Y llego el 2013 sin que el mundo se haya acabado, ¡en buena hora!, y es
que según muchos, la profecía maya sentenciaba “el fin del mundo” el 21 de
diciembre del 2012, pero lo que en realidad pronosticaban los mayas era el
cierre de un ciclo, “donde el odio y materialismo terminaría y con ello, el final
del miedo”, el fin de una era.

El 31 de diciembre no solo quemamos a políticos, “Don Burros”, personajes
del fútbol y la farándula que se incorporan en lid electoral, sino que también
quemamos lo peor del 2012, y dependiendo que tan malo fue el año, le
arrojamos camaretas, chispiadores, o hasta los famosos “tumbacasas”.

El 2012 fue un año caracterizado por su intenso movimiento en el ámbito
nacional e internacional con una ola de protestas y violencias alrededor del
mundo; Obama fue reelecto presidente de los Estados Unidos con un apretado
margen frente al candidato Republicano. En lo nacional el tema político y
electoral se robó como siempre las primeras planas, pero lo más importante es
todo lo que quedó pendiente, como La Ley de Aguas, la de Comunicación, la
de Tierras, el nuevo Código Penal y la necesaria fiscalización, que serán entre
otras, unas de las tantas tareas que tenga la nueva Asamblea.

No hay comentarios

  1. Perdiendo la inocencia tendremos en la presidencia al Monseñor que San Antonio y acolitos viven santificado. Por amor a los suyos un Boboa vicepresidente. Un santo Dr. con apodo de raton iria para el ministerio de energia, pues en salud hay mucho lio! Otro santo a santificar las aduanas y el Departamento de rentas y asi «poder trabajar otra vez» y en Relaciones Exteriores para que Uribe nos quiera «no como tontos utiles» sino como buenos vecinos y asi su gente no vuelva a usar la frontera del lado de Ecuador como el retrete paramilitar Colombiano. Pues en Ecuador llamaremos a eso patriotismo! Para nada taradismo! Aun cuando ellos no cuidan su frontera desde hace 50 años y quieran hacer al Ecuador reponsable de eso. Yo pregunto
    «en mi inocencia» Por que no mueven la base aerea a Colombia? No son ellos quienes la necesitan mas? O Uribe es muy listo o nosotros somos muy tarados! En fin perdiendo esa tonta inocencia todas las buenas personas en Wall Street podran proclamar que el Ecuador ya es de todos «nuevamente» de los que nunca han engordado sus chequeras por derecha o por el otro lado que tambien llaman derecha aunque se use la otra mano. Profesionales en convertir todo lo ilicito en licito! made in Harvard Me pregunto es esa la gente por la que dejaremos la inocencia? NO gracias Sr. Kure, aunque ha sido un muy buen chiste del dia de los inocentes!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×