19 julio, 2024

Despiértate Ecuador

Ecuador es un país que está lleno de personas muy. amables entre sí y dispuesto a colaborar con cualquier ciudadano que necesite de nuestra solidaridad.

Por dicha razón una vez más ha sido engañado vilmente por un ciudadano que ha cometido la peor falta que puede existir: el decir una cosa y traicionar.

No queda más que utilizar la única forma de  enmendar lo que ha venido pasando por tanto tiempo, constituyentes cada vez más complejas tratadas como algo de bolsillo; un trapo sucio descartable y que además se bota en la calle.

Última que fue completamente írrita que fue dictada por afectados de la cabeza y sin haber trabajado jamás, sin cumplir ninguna de las formalidades que se prometieron tanto es así que luego de ser “aprobada” al momento de publicar añadió y cambio su contenido para incluir disposiciones que necesitaba la rata mayor.

De quien nunca se sabe en donde está. como cuando uno busca en la noche un grillo por su cricar.

Siendo esta una verdad evidente y que ha pasado mucho más de los 100 minutos que Lasso decía que iba a tomar arreglar todo y que cada día esta ofreciendo más mentiras y acumulando promesas que nunca se van a cumplir.

Tenemos que pedir a la fuerza armadas que procedan de acuerdo con la voluntad y disposición del pueblo, que es el único mandante, y que les paga para que ellos estén a cargo de precautelar la seguridad nacional.

Nadie puede dudar de que este momento Ecuador está en grave riesgo, sitiado por los dos lados por gente que se dice socialista y que contrariamente a lo que pretenden son oportunistas que están dedicados a robar a las personas sin pensar en el daño que causan.

Ya no hay esperanza ni futuro para la juventud.

Su futuro está hipotecado, -de todos los ecuatorianos- por el cual casi todos hemos luchado.

Durante los doscientos  años de emancipación.

Por lo anterior el ejército tiene que hacer lo que sus mandante le ordena y en este instante salga en un mancomunado grupo cívico-militar a rescatar el país de la debacle total.

Si no volveríamos ha ser más inferiores a lo que jamás se ha visto en el mundo.

Se ha vivido tanta infamia, tanta carestía, tanto incremento delincuencial, volumen de explotación, cómo estamos soportando ahora.

Es indispensable qué se cesen a todos y obligarlos a rendir cuentas.

Luego de ser analizados, y tener restituido, de angas o de mangas, todo lo que han saqueado o los daños que han ocasionado por accion u omisión; incluidos aquellos que habiendo cumplido la pena de falta de libertad ¡Prisión! Impuesta por juristas que tendremos que buscar que sean completamente imparciales y que no sean  tentados jamás por el maligno dios dinero imponga la pena de prisión, no podrán salir libres e ir a difrutar de su mal habido fortuna una vez que hayan purgado los 15 día los 20 días de carcel (pagada por ellos), nada de que le han puesto un grillete que puede ser fácilmente violado o ser alertados por los de siempre para que puedan fugarse a vivir del dinero que han birlado al pobre hombre del pueblo que necesita evitar que se repita esta infamia

Una golondrina no hace un verano, sin embargo sabemos muy bien que miles de golondrinas se tornan en una nube que va a acabar con todo el que se oponga a su libre vivir y su libre albedrío.

Es el momento, más bien, digo yo, ha pasado el momento y hemos malgastado casi un año para constatar que un sinvergüenza que nos engañó y que nos mete el cuento de que mañana… mañana… es un traidor abominable.

Todos, todos, sin que falte un solo inmoral que se haya burlado del pueblo que ha con sudor, lágrimas y sangre, merecen disfrutar del derecho humano correspondiente.

Tienen que ser cesados inmediatamente y permanecer inamoviblemente en el país hasta que la Corte Judicial decida si son o no buenos ecuatoreanos, y de ser convictos con cuanto tiene que responder devolviendo lo robado.

Basa, basta, basta ya, fuera.

A los que creen que están jugando al pepo y trulo y no saben que muchos ecuatorianos están muriendo diariamente por falta de medicina o de tratamiento. Coterraneos que han luchado para llegar a ser profesionales y sin embargo ni siquiera le permiten lograr la educación, que en otras partes es el fundamento del gobierno de cada país; han gastado en traerlos, inclusive becados para que trabajen con mayor capacidad en favor de los demás.



Artículos relacionados

El «Swap» de oro

La transacción entre el Banco Central del Ecuador y Goldman Sachs con respecto al oro no genera ningún ingreso al momento, contrario a lo afirmado por los directivos del BCE. Lo que se ha hecho es una permuta financiera (swap) para obtener dinero líquido vendiendo el oro y recuperarlo después de 3 años, cuando se sabrá si se logran ganancias o pérdidas. Sin embargo, el precio del oro está en curva descendente, por lo que lo más probable es que se generen pérdidas en lugar de ganancias. Además esta transacción no es gratuita, este “swap” tiene costos y se hace con un descuento del precio del mercado, por lo que de inmediato se generan pérdidas. Pero, aunque fuese el caso de generarse una ganancia de $20 millones, como afirman funcionarios del Gobierno, la rentabilidad en esta inversión de $605 millones sería 3 %.

¿Chiro o pelucón?

En términos de mi especialidad un ser humano es coherente cuando actúa de acuerdo a lo que piensa. Muy pocas personas pueden llegar a este grado de autenticidad y transparencia. Muchos dicen ser de una manera, pero viven de otra forma. Cuando nadie los ve, son todo lo contrario a lo que dicen.

En la coherencia radica la universalidad y su vigencia en el tiempo del hombre más coherente que ha tenido la humanidad: Cristo.

2 comentarios

  1. Es verdad lo que dices en tu artículo, yo veo y sufro por lo mismo.
    Solamente los armados pueden impedir que se cumpla la profecía de Krushev y terminemos sometidos al comunismo.

  2. Muy buen artículo, verás, valiente y oportuno, que nos ayuda a tomar conciencia de la situación actual, a discernir, como bien dice el autor, hagamos algo para librarnos de un futuro incierto e inseguro. Gracias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×