18 julio, 2024

Boric, el verdadero némesis de Allende

El futuro mediato de Chile es de considerable expectativa geopolítica como consecuencia del mandato de la nueva bestia del comunismo mesiánico personificado en Boric. Un sujeto ínfimamente preparado, precariamente estructurado e insustentablemente calificado se definirá entre su pragmatismo electoral y la radicalidad de su existencialismo. Su irreverente juventud, marcada inexperiencia y frágil estabilidad emocional constituirán el macro desafío para la racionalidad republicana chilena. Quienes apostaron por Boric insistirán en todo aquello que el insolvente filosófico Allende no tuvo cómo producir en medio de una gran confrontación política y lo que la garantista democrática Bachelet, cuña del mismo palo, no supo cómo conducir durante 8 años a pesar de liderar una nación con gran empuje empresarial y sólido crecimiento económico.

Boric intentará mantener sus postulados políticos, camuflados de supuestas reivindicaciones sociales, a costa del libre mercado, el crecimiento económico y las libertades individuales. El novato Presidente se enfrentará, más temprano que tarde, a una férrea institucionalidad que no le permitirá consumar de extremismos a una sociedad que pronto recordará la dimensión política de Aylwin, patriarca de la democracia, y del socialista contemporáneo Lagos, verdaderos estadistas de la gran recuperación económica junto a una sólida reestructuración republicana. Llegarán mejores días cuando Boric haya partido, la sociedad recuperado a sus políticos y la cordura regresado a los electores.

Artículos relacionados

La Garibaldi

En abril 22 del presente año se llevaron a cabo las elecciones para elegir a la Directiva que desde 2008 a 2010 conducirá los destinos de la centenaria “Societá di Assistenza Italiana […]

4 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×