12 julio, 2024

El bono, su financiamiento y otras cosas más

La alianza del Gobierno con los bancos quedó al descubierto cuando el candidato banquero propuso incrementar el bono de desarrollo humano de $35 a $50 financiándolo con la “reducción” de la publicidad gubernamental y el presidente respondió con el incremento del bono a $50 a partir de Enero 2013, financiándolo con los ingresos extraordinarios de la banca, causados por el mismo Gobierno al favorecer a los bancos y que ha servido para que algunos banqueros se paguen sueldos de cerca de 1 millón de dólares anuales. Abelardo Pachano confirmó esta alianza en su entrevista con Ecuavisa del 25 Octubre 2012: “El socio número 1 de la banca es el Gobierno”. Además añadió lo que todos conocemos: “No es que pierde la banca, pierde todo el país”. Como Jalisco, que nunca pierde y si pierde arrebata.

La relación del banquero candidato con el presidente también quedó al descubierto. El banquero dijo que el presidente estuvo dos veces en su casa solicitando dinero para su campaña cuando era candidato en el 2006, mientras que el hermano del presidente afirmó que el banquero contribuyó fuertemente a la campaña de su hermano, aunque esta contribución no fue registrada en el Tribunal Supremo Electoral como es debido. Esta relación se desmoronó cuando el banquero quiso adueñarse de la demagogia presidencial, por lo que fue castigado por el presidente quien le quitó ciertos beneficios que no estaban presentes en la memoria del público en general.

Es torpe querer derrotar al gobierno con un banquero, que se ha servido de gobiernos presente y pasados y que quiere aprovecharse de la desesperación ciudadana, porque ni los errores de otras personas ni sus corrupciones nos hacen buenos, sino nuestras buenas acciones. El presidente dijo lo elemental y que tarde o temprano lo iba a decir él o cualquier otra persona: “¿Qué banco dijo en 1999 a sus clientes: Pueden retirar sus depósitos de nuestro banco?”

El presidente había señalado que en la crisis de 1999 el sector bancario congeló los depósitos de los ecuatorianos que equivalían a $3.311 millones y un año después les devolvieron $1.370 millones, que el 60% de los depósitos, es decir, $1.941 millones se los “tragó” la banca. Dijo que la banca siempre ha socializado sus pérdidas traspasándolas al pueblo y que ahora él obligará a la banca a socializar sus ganancias.

Los bancos tributan 13% en lugar de 23% como todas las demás empresas y ciudadanos. Esta es una concesión del Gobierno a los bancos, que no fue suficientemente difundida y que muchos desconocíamos y que ahora es retirada por parte del Gobierno debido a la disputa que existe por el incremento del bono. Los bancos pagarán impuesto a la renta de 23% como todos los mortales. Hasta ahora eran tratados preferentemente para supuestamente ayudarlos a capitalizarse, re-invertir sus utilidades y conceder préstamos (aunque a una tasa de interés muy alta, la más alta entre los países dolarizados). Ahora el presidente nota que esa subvención es innecesaria, porque la obligación de un banco es colocar préstamos a sus clientes. ¿Pero, por qué si esta subvención es innecesaria el presidente la ha mantenido vigente por 3 años? Mientras tanto, los usuarios temen que la pérdida de esta preferencia sea trasladada a ellos, así como el IVA a los servicios prestados por los bancos.

“Con la Revolución Ciudadana la banca ha duplicado sus utilidades”, confesó el presidente. Pero, ¿quién no es exitoso con proteccionismo, con concesiones para pagar menos impuestos, con un cartel que no admite competencia, ni nacional ni internacional, por lo que cobran tasas de interés de usura en préstamos? Por supuesto que han creado oportunidades, pero para ellos mismos y con la venia del presidente que ahora denuncia los millonarios sueldos que algunos banqueros se pagan anualmente.

Sin embargo, el 100% del financiamiento del incremento del bono a $50 no va a provenir del exceso de ganancias de la banca, sino sólo el 54%. El presidente dice que el resto vendrá del presupuesto del Estado (cruzando los dedos para que el precio del petróleo no baje más). ¿A qué se debe el cambio? ¿Será que las amenazas surtieron efecto y al “revolucionario” presidente se le enfriaron los pies?

La pelea electoral se ha centrado en el financiamiento de $341 millones correspondiente al incremento del bono a $50, mientras otros hablan de aumentar el bono a $65 y a $80. ¿Y cómo van a financiar el presupuesto del Estado que asciende a $26 mil millones, con el precio del petróleo descendiendo? ¿Cómo van a financiar más de $2.300 millones correspondientes al pago a Occidental? ¿Se han hecho provisiones por alrededor de $14 mil millones que el Estado tendría que pagar en caso de perder la docena de juicios internacionales pendientes? Si el financiamiento de $341 millones causa tanto problema, el financiamiento del presupuesto del Estado y las potenciales deudas debido a los litigios internacionales en marcha debe preocuparnos más. Si el Estado ecuatoriano fuese una compañía, sus auditores lo obligarían a presentar en sus cuentas las provisiones correspondientes a estas posibles deudas y señalar que está técnicamente quebrado.

Artículos relacionados

Destaquemos lo bueno

Creo importante en nuestro país y en todo el mundo, para lograr la paz, la armonía y el bienestar de todos, una mayor tolerancia a las ideas contrarias a las nuestras, saber aceptar que hay otros caminos que se pueden seguir y que hay una manera diferente de ver las necesidades del mundo que nos rodean.

No debemos satanizar lo que hace el contrario, ni buscarle “peros” a todo, sino aprovechar y destacar lo bueno y sugerir los cambios que nos parezcan adecuados para mejorar sus logros. Dar el beneficio de la duda, escuchar con empatía y razonar, no exhibiendo la fuerza del atropello, sino la espada de la razón, para justificar el camino que pensamos que es el más lógico de seguir. No se tiene la razón por el simple capricho de creernos dueños de la verdad. Nadie es dueño de la verdad y hay muchos caminos que nos pueden llevar en forma más o menos rápida y más o menos accidentadamente al mismo destino.

No hay comentarios

  1. Excelente comentario. Gracias por esas sabias precisiones.

    Es aberrante y estupido querer ganarle al dictador caprichoso e incompetente, con un banquero ambicioso y pendejo; perdoneme la palabra.

    Vamos a ver en que queda este tragicomico drama, porque al final seremos los usuarios de los bancos, quienes pagaremos todos los platos rotos y, saldremos mal parados de esta trifulca entre comadres placeras.

  2. Por otro lado Señor Sañay, me parece absurdo que en un país tan rico como el nuestro se quiera institucionalizar el capillo, o la caridad. El dictador y su ingenuo dizque opositor desean eternizar la miseria. Esta comprobado que mientras mas caridad le demos a los pobres, estos nunca consiguen salir de su miseria.

    A ninguno de esos falsos candidatos, se les ocurriría que es mejor crear puestos de trabajo, para otorgarles dignidad a esos olvidados ecuatorianos, de los cuales solo se acuerdan de su existencia el día de las elecciones. Al contrario juegan con la decencia de estos. Les encantan tanto los pobres que hasta hacen lo imposible por aumentarlos.

    Cómo me habría gustado provenir de un país normal, donde los candidatos presenten ideas económicas innovadoras, y combatan la delincuencia. En lugar de eso tenemos a un par de mamarrachos pisándose el poncho y jalándose las mechas como vulgares cocineras de fonda.

  3. El año pasado, la Secretaría Nacional de Planificación y Desarrollo (Senplades) indicó que $ 14.475 MILLONES ARRIESGA EL ESTADO ECUATORIANO EN CASO DE PERDER LOS 27 PROCESOS QUE ENFRENTA POR CONFLICTOS COMERCIALES ante el Centro Internacional de Arreglo de Diferencias Relativas a Inversiones (Ciadi) y la Comisión de las Naciones Unidas para el Derecho Mercantil Internacional (Uncitral, en inglés).
    SOLO EN EL CASO DE la terminación del contrato con OXY, en el que el Ciadi le dio la razón a la petrolera, el ECUADOR TENDRIA QUE PAGARLE $ 2.500 MILLONES, reveló el subsecretario para el Buen Vivir, Andrés Aráuz.
    EL UNIVERSO, 6 FEBRERO 2015.
    http://www.eluniverso.com/noticias/2015/02/06/nota/4524521/70-causas-contra-estado-fallo-favorable

  4. Me apena, pero me parece correcto. Los contratos y la palabra se respetan. El régimen creyó irresponsablemente que podían echar del país a las petroleras extranjeras sin consecuencias. Pensaron que esas multinacionales se sentarían encima de sus manos sin reaccionar. La culpa es del régimen incapaz, pero más culpable aun son quienes lo eligieron. Un pueblo que elige rateros, badulaques, botarates, sinvergüenzas e irresponsables; no es víctima ¡es cómplice!
    Sigamos informando Señor Sañay de La Bastida. Sus temas siempre serán de actualidad, por lo menos mientras dure la dictadura de los manarrachos irresponsables.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

×