El domingo pasado se dio una farsa mas de las tantas que se dan en Venezuela en el gobierno del cretinazo de Maduro. Se convoco a elecciones para optar por lo que denominaban La Nueva Asamblea Nacional. Conglomerado de borregos que rinden pleitesía a un dictadorzuelo que tiene sumido al país en la miseria.

Las fraudulentas elecciones en la que participo la familia del dictador, no logro que el pueblo concurra a las urnas sino en un numero insignificante. Es que se sabía que no había oposición de ganar y que por lo tanto lo que se daría es un control absoluto por parte del gobierno. 

El cretinazo se llena la boca manifestando que las elecciones eran una demostración de la soberanía y libertad de que goza Venezuela. Que lo que pretende el imperio (léase Estados Unidos de Norte América) es colonizarlos y someterlos como lo ha hecho con otros países. 

El acto electoral venezolano no es reconocido por los Estados Unidos como tampoco por muchos Latinoamericanos, entre los que se incluye Ecuador, por lo que Lenin Moreno declaro: “Que no estaban dadas las condiciones para celebrar unas elecciones parlamentarias”, desatando una hemorragia verbal del cretinazo que lo califico de: “Pelele y mequetrefe que no existe en la historia”. (?)

Como compañeritos en calidad de veedores asistió la crema y nata de la corruptela ecuatoriana, el déspota Correa y sus más afines colaboradores, Ricardo Patiño y Gabriela Rivadeneira. Ellos abalizaron el fraudulento proceso que es sinónimo del total sometimiento que sufrirá el hermano país y de la senda que seguirá en la más grande corrupción y narcolavado.

Pero que dice el gobierno frente a las ofensas de que fue objeto el Presidente Moreno?  Un silencio absoluto y vergonzoso.  Lenin Moreno, mal o bien es el mandatario de los ecuatorianos y podrá tener muchos detractores e incluso un porcentaje de aceptación pocas veces visto en un gobernante, pero es la figura representativa de un pueblo y no se puede permitir que un cretino corrupto se exprese de esa manera sin que exista por lo menos una nota de protesta o un llamado inmediato al embajador a dar una explicación satisfactoria.

El futuro de Venezuela es aún más incierto que antes. La cubanización es un hecho y ello constituye un   peligro para países como el nuestro. Los ecuatorianos deben meditar mucho su voto en el próximo proceso electoral y decidir entre la libertad y el progreso o la tiranía, corrupción y el narcotráfico. 

  

 

1 Comentario

  1. Avatar
    Hernan Zambrano

    Estamos viendo que la delincuencia organizada internacional está trabajando para subyugar a todos los paìses latinoamericanos. Y lo van a lograr porque están asesorados por quienes tienen el dinero y la experiencia de más de 60 años de manejar a nuestros pueblos ingenuos e ignorantes.
    ¿Cambiar el curso de la historia ganando elecciones amañadas con borregos serviles como la Atamaint? ¡Ni soñando!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *