Opinión Política

El tiro por la culata

Efectivamente parece que el tiro les salió por la culata, ya que no se imaginaron los correistas que Carolina Villagómez, hija de un ex embajador de Correa en la Unión Europea, iba a colgar en las redes un documento que denominaron Manifiesto de Quito mediante el cual se tomarían el Poder luego de destituir a Moreno.

Todo lo tenían fríamente calculado para el 12 de octubre, día del golpe de Estado, para que destituido Moreno, su arraigo y el de sus funcionarios, establecerían un Gobierno Provisional donde con seguridad tratarían de poner algún cercano o cercana al tirano hasta que se oficialice al siguiente dictador.

Liberarían a todos los presos que, según el manifiesto, eran perseguidos políticos entre los que estaría el ex Vicepresidente, hoy preso por corrupción, la “señorita” Pabón y el resto de la camarilla correista, al margen de sacar de la embajada de México a los otros refugiados. 

El documento correista, indica que se instauraría una Asamblea Constituyente cuyo fin sería el restablecer lo que ha sido modificado por el gobierno de Moreno y, nombrar con seguridad las máximas autoridades del Estado que confirmen el golpe y oficialicen el retorno del tirano.

Como uno de los puntos es tomar nuevamente la Justicia en sus manos, se juzgaría a quienes hayan cometido actos de persecución política, cantaleta que sostienen los del correato y con lo que quieren tapar sus fechorías. Tanto los que están tras la reja como los que tomaron la de villadiego, se llenan la boca con lo de la persecución, cuando en el fondo lo que pretenden es tapar los dineros malhavidos.

La Defensa de la Soberanía y el respeto al principio de la no Intervención e integridad territorial, lo ponen como un punto más del pretendido manifiesto, tratando de blindarse ante cualquier reclamo e intervención de países democráticos y adoptando el discurso del dictador Maduro, copia fiel de donde pretendían llevar al país.

Como para dorar las pretensiones y que el supositorio entre sin problema, mantenían el compromiso de conservar funcionando la Asamblea Constituyente hasta que las “Organizaciones Sociales y Populares” (léase las de Vargas, Iza y mas) aprueben los “planes sociales” y Ecuador retorne a la senda del Socialismo del Siglo XXI.

El tiro les salió por el trasero y el documento con las pretensiones del manifiesto se dice está en manos de la justicia, de ser así, es un punto más para juzgar a quienes se los instruía.

 

2 Comentarios

  1. Avatar
    GARCÍA PACHECO RAYMUNDO

    Y quien se atreve a juzgar a ningún correista? si están gobernando los mismos. Glass ya mismo sale y a disfrutar, Moreno ya mismo termina y se fugará del País a disfrutar y así la cadena………..

  2. Avatar
    Hernan Zambrano

    Y SI NO SE LES JUZGA, ¿COMO VAMOS A RECUPERAR «ALGO» DE TODO LO QUE SE ROBARON?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *