Anuncios Ciencia Salud & Medicina

Harvard retira 31 estudios promocionados como grandes avances en la Medicina

Un prominente cardiólogo habría falsificado información en 31 estudios

Un prominente cardiólogo habría falsificado información en 31 estudios publicados entre 2001 y 2015 sobre regeneración cardiaca mediante células madre, ha informado la prestigiosa Universidad de Harvard.

Se trata de los trabajos de Piero Anversa, un médico que prometía revolucionar el tratamiento de las afecciones cardíacas y la universidad descubrió que se había basado en datos falsificados.

Según Anversa era posible curar diversas afecciones cardíacas extrayendo células madre de la médula ósea e inyectándolas en el corazón. «Como por arte de magia», afirmaba, se transformaban en células cardíacas y reparaban el tejido dañado.

La expectativa con el supuesto descubrimiento fue tan grande que se crearon decenas de compañías para desarrollar tratamientos con células madre. Él mismo recibió un financiamiento millonario para continuar con sus avances.

Sin embargo, las sospechas comenzaron a crecer cuando todos los científicos que intentaban reproducir sus técnicas fracasaban. Ninguno podía hallar indicios de que las células inyectadas se mimetizaran y repararan el daño.

La respuesta de Anversa era que no sabían cómo hacerlo. Luego, en un giro, aseguró que el propio corazón producía células madre, que se podían extraer, multiplicar y luego reintroducir, con mejores resultados que con la médula ósea.

No obstante, ocurrió nuevamente lo mismo: ningún otro profesional podía reproducir sus resultados. Ahora se sabe por qué. Según ha reportado The New York Times, Harvard retiró los 31 trabajos publicados por el cardiólogo en estos años, tras descubrir que se basaban en datos falsificados.

El médico recibió millones de dólares 

La trampa empezó a develarse en 2014. La revista Circulation tuvo que retirar un trabajo publicado por Anversa luego de que sus coautores le escribieran una nota asegurando que los datos que figuraban allí no eran los que habían producido ellos en la elaboración del estudio.

Al año siguiente, Anversa se tuvo que ir de la universidad y de Brigham and Women’s. En abril de 2017, el hospital aceptó pagarle 10 millones de dólares al gobierno federal para evitar ir a juicio por la difusión de investigaciones, lideradas por el cardiólogo, que habían incluido datos falsos para conseguir financiamiento.

Agencia DMT

Acerca de

Agencia Periodística de diario Desde Mi Trinchera

0 Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *