Comentario

Complicidad y amistad

La amistad, como muy bien lo describe Cicerón, “no puede existir más que entre personas de bien… los que se comportan y viven de tal manera que se aprueba su fidelidad, su integridad, su ecuanimidad, su liberalidad; que no se ve en ellos ninguna ambición, ni capricho, ni audacia…”. La amistad verdadera está descrita adecuadamente en el diccionario de la Real Academia Española: “el afecto personal, puro y desinteresado, compartido con otra persona, que nace y se fortalece con el trato”, pero hay algo más, que tiene que tender al bien, a la honestidad. La amistad que tiende al mal, la asociación para delinquir, la unión para realizar actos reñidos con la ley, tiene otro nombre: Complicidad.

El Diccionario de la RAE describe la Complicidad como cualidad de cómplice, y cómplice en su primera acepción, como participante o asociado en crimen o culpa imputable a dos o más personas.

La amistad verdadera no puede incluir tapar las pillerías de otro. Recuerdo como anécdota la historia de dos amigas que eran excesivamente cariñosas y entre los muchachos se les puso de apodo “las estampillas” porque decían que la una era tan pilla como la otra. Duele ver que aparentemente, de acuerdo a los comentarios del hermano del Presidente, hay personas “estampillas” dentro del grupo de personas que están en el llamado “círculo rosa”.

Ser amigo es ayudar al otro a crecer, pero respetando las normas morales y éticas, es darse la mano para salir adelante, no pedir empleo en una Institución pública en la cual se puede conseguir coimas, por decir lo menos, para un “amigo”, para que luego me devuelva el “favor” o me permita actuar a mis anchas, o para que se “forre” bien, porque está en quiebra.

La amistad no sólo existe entre personas, es un término apropiado también para describir las relaciones “Ganar – Ganar” por medio de convenios entre países. Si los convenios son beneficiosos para ambos, es una relación de amistad y creo que todo gobierno debe buscar convenios “Ganar – Ganar” con más países para beneficio de sus habitantes y de las finanzas de su país, pues si las Compañías hacen mejores negocios, van a producir más, se va a producir un estímulo para la creación de nuevas fuentes de trabajo, disminuyendo el desempleo y disminuyendo la pobreza, que debe ser el móvil de todos los gobiernos. La relación Ganar – Perder que ciertas personas o naciones pueden buscar, deben evitarse así como las acciones que implican complicidad.

Destaquemos la verdadera amistad, No busquemos complicidad. Son dos actitudes completamente diferentes. La amistad requiere de dos personas o países honestos, que buscan el bien común; la complicidad busca dos que quieren lograr beneficios particulares a costa de perjudicar o hacer daño a los demás.

José Fernando Gómez

@jfgrmd - Médico Pediatra. Miembro activo de la American Academy of Pediatrics. Miembro activo de la Honorable Junta de Beneficencia de Guayaquil. Director de Desde mi Trinchera.

0 Comentarios

  1. Avatar
    Francesco Aycart

    bla bla bla bla muchos disparates

  2. Avatar
    la niña pensadora

    muy buena pagina me gusta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *